Qué hacen los mineros despedidos de Sierra Grande

La desocupación es un mal que conocen muy bien en Sierra Grande. Y los obreros que quedaron sin trabajo en la MCC lo sienten en carne propia. Uno optó por la música, otro apostó a su propio taller y algunos buscan nuevos horizontes en otras empresas.

Ha sido difícil para los ex trabajadores de la empresa MCC Minera Sierra Grande reinsertarse en el ámbito laboral. La desocupación sacude otra vez como en los 90 a este pueblo que espera la reactivación de la pesca y obras públicas para seguir trabajando.

El hueco que ha dejado en la población económicamente activa se siente con más fuerza cada día en Sierra Grande.

Muchos apostaron a emprender viejas alternativas, en la búsqueda de nuevos horizontes “habrá que desempolvar la libreta”, señalaba en Facebook Martín M, un ex minero, “menos mal que no te prendí fuego después de mi último viaje”, agregó.

Es que esta ciudad es cuna de cientos de marineros, fue una alternativa en los 90 para los muchachos que se quedaron en el pueblo.

Otros tomaron rumbo al sur, son los menos, porque en las minas de oro emplean trabajadores mineros pero con especialidades que en Sierra Grande no se utilizan y encima allí también hicieron achiques.

Gabriel es otro ex minero, en los últimos años y con visión de futuro decidió comprar scanners para automotores y hoy se gana el día a día con la tecnología y el servicio.

El rubro del remís es sin dudas donde también repercutió la presencia de trabajadores al volante.

También para los que se quedaron el Estado ofreció la oportunidad de capacitación para saciar la sed de aprendizaje en distintas labores en la zona.

Sin dudas el masivo despido de los mineros de la MCC Minera Sierra Grande hizo que el Estado mismo procure tapar el bache laboral y de aprendizaje de varios despedidos, por eso a través de la Oficina de Empleo local se abrió camino a que se capacite a personas que perdieron su trabajo y a otros vecinos de la comunidad en distintos oficios.

Se terminan por estas horas cursos de Construcción en Seco, de ayudante de gasista, albañilería y electricidad. Unas 60 personas se capacitan todos los días allí y la mayoría son ex mineros.

En los próximos días se empezará con otros cursos de turismo, gastronomía y otro en convenio con la UOCRA, señaló Gastón Gutiérrez, secretario de Desarrollo Social del municipio.

“La idea es general, capacitación en oficios que se puedan poner en práctica rápidamente en la vida cotidiana”, se indicó.

Se cree que en poco tiempo más habrá demanda de mucha mano de obra en Sierra Grande, relacionada a los nuevos loteos en la zona de Punta Colorada, denominado Costa Dorada.

Sin dudas el vacío social que dejan en esta comunidad estos despidos masivos repercutió notoriamente en la vida cotidiana de la ciudad de 12.000 habitantes, la falta de esos recursos se siente.

La esperanza de que la empresa de capitales chinos ingrese personal está latente al menos hasta que empiece el segundo semestre. Por lo pronto nada concreto y los obreros despedidos tienen que seguir adelante junto a sus familias. Sierra Grande siente el rigor del desempleo.

“No tengo esperanzas de volver, nos echaron para que no regresemos. Para colmo, mi oficio no sé como comprobarlo”.
Antonio Lucero fue uno de los primeros despedidos. Hoy anima fiestas y canta.
El dato
60
Son los trabajadores que siguen en actividad. La MCC despidió al resto, sobre un total de 270 empleados.
Los pocos obreros que quedan realizan tareas de mantenimiento y administrativas.
Por ahora no hay novedades de futuros ingresos.
Sierra Grande

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.