Tres imputados por el crimen de un joven en Humahuaca

Son integrantes de la agrupación social Titi Guerra, vinculada al movimiento Tupac Amaru que lidera Milagro Sala. Ayer, el intendente dimitió en medio de protestas pero hoy retiró la renuncia.

Los tres imputados por el asesinato de un hombre durante una disputa por tierras en Humahuaca están vinculados con Milagro Sala, jefa del movimiento Tupac Amaru, mientras el intendente kirchnerista Roberto Lamas, que había anunciado ayer su renuncia, descartó hoy esa decisión.

Fuentes políticas consignaron hoy que Marcos Guerra, su hermano Miguel Angel, y Moisés Lavallén, acusados por el delito de homicidio, están al frente de la agrupación Titi Guerra, aliada de la organización social de Sala hasta el 23 de agosto, cuando fue separada.

En medios locales y redes sociales se difundieron fotografías y videos en los que se puede ver a uno de ellos, Marco Guerra, junto a Sala durante un acto reciente de la Tupac Amaru.

El sector que conduce Sala confirmó que la Titi Guerra fue expulsada recién el 23 de agosto último de la Red de Organizaciones Sociales, que integran más de veinte agrupaciones.

La organización precisó en un comunicado que la desvinculación fue por “irregularidades reiteradas en su conformación” y en el marco de una asamblea que tomó la decisión por votación “unánime”.

En tanto, la fiscalía a cargo de la investigación informó hoy que quedan 20 personas detenidas, 17 de ellas imputadas por el delito de “usurpación en grado de tentativa” y los 3 restantes por “homicidio en grado de tentativa”.

La autopsia de Luis Condorí, asesinado en el enfrentamiento, confirmó que el hombre recibió un disparo de arma de fuego a media distancia y que la bala le atravesó el cuerpo a la altura del abdomen.

Tras la pericia en la morgue judicial de la capital provincial los restos de la víctima mortal fueron llevados a Humahuaca, donde fueron inhumados previo responso en la catedral del obispo Pedro Olmedo Rivero.

El prelado dijo hoy en declaraciones a DyN que “sorprende el accionar armado y prepotente de esta organización Titi Guerra”.

Por su parte, el intendente Lamas retiró hoy la renuncia que presentó ayer a raíz de la movilización popular, y dijo que la presentó “bajo coacción y presión”. El jefe comunal viajó hoy a la capital y se reunió con el gobernador jujeño Eduardo Fellner, quien ayer lo respaldó.

“El pueblo está de nuestro lado y quiere defender la institución municipal”, aseguró.

Lamas y los ediles renunciaron luego de las manifestaciones frente a la municipalidad en reclamo de justicia por el crimen de Condorí.

El intendente insistió en cuestionar a quienes “politizan todo” y ejercieron “coacción contra las autoridades legítimamente electas por el voto popular para que presenten su renuncia”.

Eran “personajes traídos de otros lugares para continuar con esta etapa de destrucción de la institución municipal, que viene realizando acciones firmes. Pero vamos a salvar a Humahuaca de la situación en la que la hemos heredado”, aseguró.

Precisó que su dimisión fue resultado de “un compromiso ante esta gente que ha ejercido coacción contra los funcionarios públicos, autoridades elegidas por el voto popular”.

“Había un compromiso de que, si renunciaban los concejales, el intendente presentaba la renuncia. Así fue en ese momento, yo también la presenté en ese momento. Ellos (por los ediles) la retiraron y lógicamente yo también la retiro”, aseveró.

Agencia DyN


Comentarios


Tres imputados por el crimen de un joven en Humahuaca