Un estadio colosal



#

El Saitama, tan lujoso como los NBA.

El Saitama Super Arena, escenario de la etapa decisiva del Mundial, asombra por su magnitud y modernidad. La gigantesca estructura, que asemeja a un plato volador, es visible desde cualquier ángulo, pese a los rascacielos de la ciudad de Saitama, situada 50 kilómetros al norte de Tokio.

Sorprende que el peso de esa mole de cemento de 15 mil toneladas pueda desplazarse

hasta 70 metros para ser sede de partidos de fútbol americano, tenis, vóleibol y boxeo. La capacidad puede variar entre los 9 y 37 mil ubicaciones para el básquetbol y el béisbol, aunque para el Mundial los organizadores optaron por 20.600.

El moderno complejo, el más grande del continente asiático, donde se realizaron partidos de la fase regular de la NBA, posee 20 inmensos restaurants donde puede degustarse lo mejor de la gastronomía mundial.

En su interior está el museo John Lennon. Se realizó con un fuerte apoyo de Yoko Ono y se inauguró en 2000, al cumplirse los 60 años del nacimiento y los 20 de la muerte del músico.

Los más de 1.500 periodistas de radio, televisión y prensa en esta gran etapa decisiva del Mundial dispondrán de una amplia y moderna sala, con todos los adelantos técnicos.

Un estadio superlujoso, que no tiene nada que envidiarle a los más importantes de la NBA.


Comentarios


Un estadio colosal