A horas de un campeonato apasionante y austero

Aquí, información completa de los 17 equipos zonales.

Todos y cada uno de los consultados coinciden: el Torneo del Interior será “apasionante y austero”. Existen variables de sobra para sostener esta aseveración, como que habrá equipos poderosos y otros débiles, presupuestos grandes e ínfimos, planteles con meses de preparación y otros con apenas un puñado de días y, por sobre todas las cosas, un mercado que se movió de lo lindo y hasta último instante. Hoy a las 21, los 17 clubes zonales deberán presentar la lista de buena fe y varios de ellos harán movimientos hasta esa hora. Está claro que en el fútbol federal lo que sobra es la falta de previsión. En Cutral Co, el domingo a las 17 se vivirá un choque de realidades diametralmente diferentes. Alianza esperará a Maronese sabiendo que aún le falta rodaje, porque su participación en la competencia se confirmó hace poco más de un mes. A esa altura, el Dino estaba por ser campeón del Clausura de Lifune y ya había comenzado con la pretemporada. El Gallito sumó a Roger Morales como DT, consiguió aportantes de dineros frescos y así llegaron algunos refuerzos de renombre -Alan Yorno, Lucas Principe y Adrián Nahuel- con los que puede soñar. El equipo de Hugo Silva es el de siempre, con piezas nuevas ya encajadas en la máquina -Ignacio y Manuel Sánchez- y otras que lo harán a la brevedad -Fernando Bragil y Jesús Dominguín- Fernández Oro suena a la “cenicienta” del grupo 76, primero porque cuenta con un presupuesto menor y segundo porque tuvo menos tiempo de trabajo, ya que ingresó a esta edición del Torneo del Interior por la deserción de Argentinos del Norte. El equipo de Sícolo quedará libre en la primera jornada, pero no perderá el tiempo y jugará mañana un amistoso ante Centenario en el Gigante del barrio Sarmiento. “Todavía no está decidido el sistema táctico. Aún tenemos una semana más para trabajar, creo que vamos a llegar bien”, dice el DT de La Colonia, Mario Luque. Se equipo estará libre el domingo porque el debut del grupo 77 será entre rionegrinos. Hasta ayer, Luque había anotado en la lista de buena fe como refuerzos a José Valledor, Radrigo Ayelef, Juan Castro, Daniel Mellado, Gastón Schell (volvió al club), Lucas Cortéz y su tocayo Sepúlveda, y se ilusionaba con acordar por estas horas con el delantero Alejandro Sánchez, quien llegó de Buenos Aires y con antecedentes de inferiores en River y Huracán. Unión es de temer entre los 17 zonales, porque tiene una estructura sólida y confiable, y porque sumó a tres refuerzos de jerarquía: el Mono Flores, Darío Escudero y Martín Sánchez. El único dolor de cabeza del DT Fabián Pacheco son los lesionados (Escudero y Luis Gallegos), aunque si hubiese escuchado las palabras de su colega de Catriel, Luis Piva, debería también preocuparse por los petroleros, a quienes visitará el domingo. “No ser candidatos nos da un plus porque le saca presión a los jugadores. Tenemos un plantel largo, con tres futbolistas por puestos, todos de nivel. Sé que vamos a dar pelea en un torneo que va a estar bueno”, aclaró. Piva está expectante ante la posibilidad de sumar a Bruno Camiletti, un delantero de 20 años, buen porte y condiciones de goleador que lo llevaron a la primera de San Lorenzo, de donde hace unos días quedó libre. En la zona 78 se encuentra el equipo con más rostros nuevo. Lavalle, que desde las 18 y en el estadio de Patagones recibirá a San Lorenzo de Barrio Lindo, nutrió su equipo con 16 refuerzos locales. Los delanteros Ramón López y Ricardo Remolcoy fueron los últimos en sumarse, ya que antes dijeron presente Germán Sandoval, Cristian y Nicolás Sosa, Luis Morel, Gonzalo Sanz, Adrián Marín, Denis Iogna, Rubén Ramírez, Federico Faroux, Oscar Stubbe, Franco Fortetti, Daniel Avendaño, Sebastián Sandoval y Sergio Astral. San Lorenzo mantuvo la base del equipo que ganó el campeonato de la Liga Rionegrina, pero además incorporó una decena de nombres: Mario Martínez, Pablo González, Daniel Gorostiaga, Leandro García, Walter Faundes, Leandro Vázquez, Facundo Quiroga, Nahuel Astuti, Cristian Caballero y Daniel Bascuñan. En la zona 78 habrá otro clásico para disfrutar. Puente Molina recibirá en cancha de Sportsman a un Deportivo Beltrán que afrontará un nuevo torneo con el objetivo de sacarse el karma de nunca haber pasado de ronda. El Tata ganó la primera lucha antes de jugar porque se quedó con los goles de Daniel Vicenty, quien era el máximo artillero del Depo. Puente Molina abrochó también los arribos del arquero Luis Araneda, Gregorio Madariaga y Julio Torres, y estaba a la espera de cerrar con Jorge Alonso. Beltrán, quien ahora será dirigido por Guillermo Heredia, apuesta a un plantel plagado de juveniles, incorporó a un arquero -Gastón Boronobeick-, a un delantero que se las trae como Robinson Lefin y al volante Franco Rocchetti, quien llega de Villa Mitre pero estará parado un par de fines de semana para recuperarse de una lesión. En la zona 79, La Adela e Independiente de Río Colorado intensifican los preparativos para llegar de la mejor manera al debut, que se jugará en el reducto del primero desde las 17:45. El Rojo, múltiple campeón local y bajo el mando de Walter Ríos, sumó a su plantel al juvenil arquero Luciano Luján (ex Olimpo), al delantero Darío Villegas (ex Saltense) y a los locales Juan Storn, Emiliano Monti y Gastón Cancina. Por el lado de La Adela, equipo que participará por primera vez, se sumaron el enganche Carlos Bravo (Villa Mitre), Diego Soto, Juan Filippi, Pablo López y Sergio Picabea. “Hay un cambio de mentalidad en la gente de Huahuel Niyeo. Creo que puede hacer una buena competencia el equipo”. Ricardo Manríquez es uno de los pocos periodistas que sigue al equipo de Jaccobacci, que en el debut recibirá a Ferro de San Antonio Oeste con un 11 completamente mejorado y bajo la conducción de Adán Valdebenito, un DT con pasado en Cruz del Sur y Sol de Mayo. Huahuel trajo de Viedma a Iván Luquet, Oscar Sosa, Pablo Marín y Leonardo Mañana, e incorporó a Joaquín Rodrigo y Franco Montero desde el plantel ‘cruzado’. En la zona 80, tres equipos de Bariloche y uno de Chubut irán por la clasificación. En el arranque, Estudiantes Unidos, con Ricardo Navarrete al mando, pocas incorporaciones y varios regresos -Pablo Almonacid, Nahuel Bramuglia, Maximiliano Smidt y Martín Govetto- recibirá a un Independiente austero pero ilusionado -sumó a Diego Lencina, Cristian Sánchez y Mauricio Ascencio-. Y a las 17, el Boca Unidos lacustre intentará revivir sus años de gloria cuando visite a Belgrano de Esquel.

torneo del interior


Comentarios


A horas de un campeonato apasionante y austero