Al menos 40 muertos en distintos atentados en Irak

En coincidencia con la llegada a Bagdad del secretario estadounidense de Defensa, Robert Gates, se registraron numerosos atentados y enfrentamientos entre distintos grupos.

 BAGDAD (AFP) - Al menos 40 personas murieron el domingo en el norte de Irak, coincidiendo con la inesperada llegada a Bagdad del secretario estadounidense de Defensa, Robert Gates. El responsable norteamericano desea reunirse con los dirigentes iraquíes para "felicitarles por los progresos realizados" en materia legislativa.

 El parlamento iraquí aprobó el mes pasado una polémica ley que rehabilita a los antiguos miembros del partido Baas de Saddam Hussein, una medida destinada a avanzar en la reconciliación nacional que fue bien recibida por la Casa Blanca.

Además, Gates se reunirá en Bagdad con el comandante en jefe de las fuerzas de la coalición, el general estadounidense David Petraeus, que en abril tiene previsto presentar al Congreso un informe sobre la eventual retirada de tropas estadounidenses de Irak.

"Por supuesto quiero oír la evaluación del general Petraeus, saber en qué punto se encuentra y lo que le resta antes de presentar sus recomendaciones", dijo Gates.

El ejército estadounidense cuenta en estos momentos con 160.000 militares en Irak y debe retirar unos 30.000 soldados antes de julio de 2008. El presidente George W. Bush reconoció el domingo en una entrevista que Estados Unidos desea conservar algún tipo de presencia militar en ese país, aunque descartó el establecimiento de bases permanentes.

Además, Gates se entrevistará en Bagdad con los principales dirigentes del país, entre ellos el presidente Jalal Talabani. La visita de Gates, la segunda en tres meses, coincide con un incremento de los ataques a las fuerzas estadounidenses en Bagdad desde principios de año.

Este domingo, al menos 23 personas murieron y otras 25 resultaron heridas en un atentado con coche bomba perpetrado en el mercado de una localidad situada al norte de Bagdad, informaron fuentes iraquíes y estadounidenses. "Un coche bomba explotó en un mercado de la ciudad de Balad, cerca de un retén de la policía. Un total de 23 personas murieron y 25 resultaron heridas", indicó la comandante estadounidense Peggy Kageleiry.

También en Balad, dos policías murieron en un ataque con morteros que además dejó 17 heridos. Por otra parte, otras 15 personas fallecieron el domingo en el norte de Irak en enfrentamientos entre presuntos militantes de Al Qaida y miembros de uno de los grupos "Despertar", creados para luchar contra el extremismo islámico, anunció el ejército estadounidense.

Cinco miembros de este grupo "Despertar" murieron defendiéndose durante el ataque de sus instalaciones en Sinjar, en la provincia de Nínive, 350 km al noroeste de Bagdad, por parte de un comando de presuntos miembros de Al Qaida.

En este enfrentamiento también fallecieron 10 combatientes islámicos. El ejército estadounidense lleva a cabo una operación militar de envergadura contra los miembros de Al Qaida apostados en esta región del norte del país, en la que encontraron refugio tras ser expulsados de Bagdad y sus alrededores. Mosul, capital de la provincia de Nínive, está considerada por el ejército estadounidense el principal refugio de los partidarios de Osama Bin Laden en Irak.

El 25 de enero, el primer ministro iraquí, Nuri al-Maliki, prometió una "batalla crucial" contra Al Qaida en Nínive, después de varios atentados que dejaron un saldo de decenas de muertos en Mosul. Los responsables militares estadounidenses afirmaron el domingo que descubrieron documentos que muestran que la organización radical islámica está "en crisis" en Irak.


Comentarios


Al menos 40 muertos en distintos atentados en Irak