América Latina con ciudades 'blindadas' recibe a un Bush más 'social'

Comenzará en Brasil,donde lo recibe Lula. Fuertes medidas de seguridad, en medio de polémicas.

WASHINGTON (AFP) - En medio de impresionantes medidas de seguridad todas las ciudades que visitará, e presidente estadounidense, George W. Bush, inicia hoy una gira de ocho días por cinco países latinoamericanos con la meta de promover su "agenda positiva", centrada ahora en la reducción de la pobreza para contrarrestar la política de "enfrentamiento" y los "favores" de Venezuela.

"Lo que intentamos hacer con nuestra asistencia y ayuda no son favores o crear una relación de dependencia como lo quiere hacer el presidente Hugo Chávez", afirmó a la prensa Tom Shannon, jefe de la diplomacia para América Latina, en vísperas del viaje de Bush a Brasil, Uruguay, Colombia, Guatemala y México.

Protegido por un esquema de seguridad que movilizará a casi 4.000 efectivos, el presidente estadounidense George W. Bush iniciará en Brasil la gira en Sao Paulo, donde sostendrá mañana su primer encuentro con el presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, con quien volverá a reunirse en Estados Unidos el 31 de marzo, en la residencia oficial de Camp David.

Según la prensa brasileña, el propio Bush pidió la inclusión de Brasil en su gira, interesado en negociar con Lula una asociación para fomentar el uso del etanol como combustible alternativo al petróleo. "Reducir la dependencia del petróleo aumentará la seguridad económica de la región", afirmó ayer Bush Si las negociaciones alcanzan un buen resultado, los dos mandatarios firmarán un memorándum de entendimiento sobre el tema . El principal obstáculo son los aranceles de ese país al etanol carioca .

Para recibir al presidente estadounidense, Brasil armó el más grande esquema de seguridad utilizado hasta ahora para recibir a un gobernante extranjero: casi 4.000 efectivos de la policía y de las Fuerzas Armadas actuarán conjuntamente con unos 250 agentes del servicio secreto de EE.UU. para proteger a Bush.

Tras la visita, Bush siga directamente al aeropuerto para embarcar a Uruguay, la segunda escala de la gira. Allí, el presidente Tabaré Vázquez buscará profundizar la relación comercial con Estados Unidos cuando se reúna con Bush el sábado, pese a la resistencia en su coalición de izquierda Frente Amplio (FA).

Vázquez recibirá a Bush en la hacienda presidencial de Anchorena, donde podrán pescar en el Río San Juan y degustar una tradicional parrillada que incluirá corderos, que Uruguay pretende exportar a EE.UU.

Los analistas coinciden en que el esfuerzo de Bush por acercarse al mayor país sudamericano refleja su interés en reducir la influencia política del presidente venezolano Hugo Chávez en la región. Aunque haya negado una competencia entre Washington y Caracas para ganar influencia en América Latina, Shannon se empeñó en comparar la "agenda positiva" de su país con la política de Venezuela . El diplomático acusó al gobierno de Chávez de "crear dependencia de petróleo barato y de asistencia extranjera" en los países que se comprometen a recibir ayuda de Caracas, como Nicaragua o Bolivia, aunque la alusión también podría estar dirigida a Argentina.

Para hacer frente a la creciente influencia de Chávez en la región, Bush hasta modificó su discurso centrado en el fortalecimiento de la democracia y el libre comercio para dar la prioridad a la lucha contra la pobreza.


Comentarios


América Latina con ciudades 'blindadas' recibe a un Bush más 'social'