Exclusivo Suscriptores

Mercado del usado: “La franja de vehículos seminuevos es la figurita difícil en este momento»

Autoexclusivo es uno de los concesionarios de venta de usados con sede en General Roca con varios años de trayectoria, ubicado en un punto estratégico de la ciudad.

Facundo Flores, gerente de la empresa, cuenta cómo trabajan con la recepción y entrega de vehículos de segunda mano, con la premisa de que el cliente adquiera una unidad en perfectas condiciones tanto mecánicas como de papeles, ambas de similar importancia a la hora de adquirir un vehículo usado.

“El concesionario te da la garantía que los papeles del vehículo están bien, que la unidad se revisa antes de tomarla, queremos darle tranquilidad al comprador que sale de acá con un vehículo de que todo está en orden como tiene que ser”, comenta al inicio de la charla.


El control de cada unidad que se recibe para la venta pasa por un minucioso chequeo de partes sensibles para lo que es un auto o camioneta que ya tiene algunos años de uso.

“Se revisa lo que es tren delantero, motor, caja, mecánica en general, también se revisa que el kilometraje coincida con el desgaste que tiene la estructura del vehículo, se escanea. Además se revisa lo estético, la línea del auto, ver si fue repintado, si tuvo un golpe o choque fuerte”, dice Flores.

“Recibimos vehículos con hasta 10 años de antigüedad o menos por una simple razón, ya que esa es la franja que tiene financiación bancaria».

Facundo Flores, de Autoexclusivo en Roca.

“Antes que el cliente se lleve el auto se ofrece probarlo o llevarlo a su mecánico de confianza, o si es una unidad seminueva se puede ir directamente al concesionario de la marca, es importante que en la venta no haya un vicio oculto, es decir algo que no esté en condiciones y se quiera tapar”, aclara sobre el tema.

¿Puede pasar que un vehículo tenga inconvenientes? “Son hierros, se pueden romper, por eso en la revisión se filtran muchas de estas cuestiones, todos los días revisamos varias unidades y siempre se rechazan”, comenta el gerente de Autoexclusivo.


La dinámica del mercado



Por diversas cuestiones, el mercado de vehículos usados adquirió un protagonismo mayor al que tiene habitualmente y así lo explicó Flores: “Hay muy poca entrega de cero kilómetro y eso generó que aumenten los precios de los usados, algunos con dos años de antigüedad valen igual que un cero kilómetro porque de este último no hay entrega”.


La demanda es otra pata que hay que monitorear permanentemente en este mercado.

“La franja de vehículos seminuevos es la figurita difícil en este momento, está costando, pero nosotros como vendemos cero kilómetro recibimos usados en parte de pago, ahí entran los modelos 2019 o 2018”.

La marcha de la economía a nivel general también abrió una oferta de vehículos usados que ayuda a las concesionarias en esto de conseguir unidades seminuevas.


El cliente se quiere achicar



Dice Flores: “En los últimos meses vemos que mucha gente viene con un auto nuevo y se quiere achicar, bajar de modelo, porque necesita dinero y está construyendo o quiere bajar costos, se da mucho en camionetas o vehículos grandes, también los planes de ahorro han tenido inconvenientes, como no es una cuota fija la gente busca terminar de pagarlos y los vende a cambio de un vehículo más chico y se sacan de encima esa deuda que crece a razón de 5% por mes”.


Observando el mercado un poco hacia adelante, Flores destacó que “el vehículo diesel utilitario no se comercializa mucho pero ahora van a comenzar a aparecer a la venta porque el precio del gasoil se fue muy caro, hay mucha diferencia con la nafta, la gente se fija en eso”.

“Nosotros trabajamos con la idea de cerrar negocio, a veces conviene tener menos utilidad pero cerrar la venta».

Facundo Flores, de Autoexclusivo en Roca.

El papel de la virtualidad agregó más contenido para tener en cuenta en este mercado de los usados. “Las redes sociales han cambiado la dinámica de venta, hoy es fundamental estar conectado todo el tiempo con el cliente, pasar información, se trabaja mucho online”, dice Flores.

“Nosotros trabajamos con la idea de cerrar negocio, a veces conviene tener menos utilidad pero cerrar la venta, no es lo mismo que antes que la gente entraba a comprar, ahora hay que salir a vender”.


Usados de no más de 10 años



Hay un dato clave en este negocio que muestra por qué en su mayoría se manejan con unidades de hasta determinada edad, es decir reciben y entregan vehículos de no más de 10 años de antigüedad.


“Recibimos vehículos con hasta 10 años de antigüedad o menos por una simple razón, ya que esa es la franja que tiene financiación bancaria, pero además porque después de los 10 años los vehículos ya tienen un desgaste mayor que es difícil de controlar”.

Ahora bien, luego de lo anterior un consulta directa. ¿Conviene hoy comprar un vehículo usado? Para Flores, “hoy lo que conviene es financiar con crédito prendario, porque el vehículo aumenta entre un 2 o 5% por mes y el crédito es de poco más del 40% anual. Una cuota puede rondar los 50.000 o 60.000 pesos mensuales, según el vehículo, no es poco, pero hay que tener en cuenta que son cuotas de 50.000 durante 4 o 5 años, en cinco años con 40.000 pesos no se si te vas a comprar un par de zapatillas como viene la inflación”.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora