Aval para el contrato del transporte con ayuda del Pro

El contrato directo por 10 años fue tratado sobre tablas y defendido por el oficialismo. Tuvo el rechazo del Frente para la Victoria.



Aval para el contrato del transporte con ayuda del Pro

Con el voto de Juntos Somos Bariloche y el Pro, el Concejo Municipal aprobó el contrato de concesión directa por los próximos 10 años que el intendente Gustavo Gennuso firmó con el grupo Semisa para la prestación del transporte urbano de pasajeros.

El contrato que fue remitido por el intendente la semana pasada fue aprobado sobre tablas sin análisis en comisiones, un punto que generó malestar en el Frente para la Victoria previo al tratamiento y que finalmente votó de manera negativa.

El contrato establece la concesión por 10 años de la totalidad de las líneas del transporte público local a partir del 1 de enero, que unificarán el sistema de boleto electrónico con la tarjeta SUBE y mantendrá los recorridos actuales.

El grupo Semisa funcionará en Bariloche bajo la denominación “Amancay SRL” y prometió que a partir del inicio del servicio sumará 100 unidades nuevas y un sistema de furgón a demanda para los pasajeros con discapacidad.

Los concejales de Juntos Somos Bariloche defendieron el contrato y las condiciones que fijó el municipio para esta concesión haciendo especial énfasis en la creación de una comisión de seguimiento para el control del servicio por parte del Estado, un punto que había sido incluido en el pliego de licitación que diseñó el Ejecutivo este año pero que no logró interesados en sus dos llamados.

El presidente del bloque de Juntos, Andrés Martínez Infante, valoró que se haya fijado como exigencia a la empresa la entrega en propiedad del municipio de 5 colectivos nuevos y rechazó los cuestionamientos del Frente para la Victoria por la falta de análisis en comisiones al señalar que “cada cláusula del contrato fue estudiada con anterioridad”.

Gerardo Ávila del oficialismo, se lamentó que los dos llamados a licitación fueron desiertos y destacó que se trabajó para buscar una mejor opción. Admitió que son inferiores condiciones a las del pliego pero destacó que se incorpora normas de calidad ambiental en los motores, se garantizó la absorción del 100% del personal y valoró la importancia de la generalización de la tarjeta SUBE todas las líneas.

Daniel González, del Pro, que con su voto permitió la aprobación del contrato, dijo que “hay que darle una oportunidad a esta empresa que está trayendo 100 unidades nuevas” y destacó la comisión de seguimiento que “va a dar garantía a los usuarios y al Estado para el control”.

El concejal del Frente para la Victoria, Daniel Natapof, apuntó a la falta de unidades con accesibilidad para las personas con discapacidad, algo que había sido incluido en el pliego de licitación.

Respecto a este punto el oficialismo justificó que no se pudo exigir una base de unidades accesibles porque la empresa al ser contratada ya tenía las unidades compradas.


Comentarios


Aval para el contrato del transporte con ayuda del Pro