Buenos Aires cerró el canje de deuda y ya no quedan provincias en default

El canje le significará a la provincia un alivio de u$s4.600 hasta 2027. “Se bajó el costo de la deuda y se estiraron los plazos”, dijeron Kicillof y su ministro de Hacienda y Finanzas. Once provincias reestructuraron en el último año.





El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, anunció este lunes la reestructuración de la deuda externa emitida en dólares y euros bajo ley extranjera de la provincia de Buenos Aires, con la adhesión del 98% de los acreedores.
“La propuesta fue aceptada por el 98% de los acreedores”, dijo el gobernador bonaerense en una conferencia de prensa sobre el pasivo reestructurado de 7.150 millones de dólares. Allí también señaló: “Esto es lo que puede pagar la provincia de Buenos Aires, llegamos hasta acá”.

El proceso de negociaciones fue extenso y demandó que la gestión bonaerense tuviera que extender veinte veces el plazo previsto inicialmente para el debate con los acreedores internacionales.

El mandatario consideró en ese sentido que el acuerdo que finalmente se firmó “es sostenible”, porque la provincia podrá generar en el futuro los recursos necesarios para ir abonando los vencimientos según fueron reestructurados.

Con el canje de Buenos Aires, ya no quedan distritos subnacionales en default. Entre 2020 y la actualidad han reestructurado también Jujuy, Mendoza, Córdoba, Río Negro, Entre Ríos, Salta, La Rioja, Chaco, Tierra del Fuego y Chubut.

Pablo López, ministro de Hacienda y Finanzas bonaerense, dijo que el acuerdo le permite a la provincia tener una deuda “sostenible”. “En las nuevas condiciones vamos a tener un alivio financiero de más de 4.600 millones de dólares entre 2021 y 2027”, dijo López.

“Eso nos permite generar y tener espacio para realizar las inversiones en infraestructura que la provincia tanto necesita”, dijo. Y precisó que “se ha reducido considerablemente el costo promedio de la deuda y estirado los plazos en forma sustancial”.

López dijo que, sin la reestructuración, los vencimientos hubieran significado el 20% de los recursos totales de la provincia durante el 2020. “Era una carga enorme. Unos 5.500 millones de dólares teníanmos que afrontar entre 2020 y 2023. Impagable”, expresó.


Kicillof contra Vidal


Según el gobernador bonaerense, Buenos Aires “fue el distrito que más bonos internacionales emitió, con el equivalente a 327.693 millones de pesos; por delante de la Ciudad de Buenos Aires con 82.819 millones de pesos y de Córdoba, con 74.834 millones de pesos”.

Kicillof cuestionó a la “prensa especializada” por las severas críticas que recibió la provincia en el proceso de canje y se hizo eco de las discusiones que hubo recientemente sobre la emisión de deuda pública entre el oficialismo y Juntos por el Cambio.

“Exceptuando a Macri, Vidal, Rodríguez Larreta y los ex funcionarios del gobierno anterior, todos saben que el proceso de endeudamiento entre 2015 y 2019 fue el ciclo más ruinoso de la historia, por su velocidad, por la composición”, dijo el mandatario provincial.

Según el mandatario, el endeudamiento que ejecutó el macrismo fue más ruinoso que los llevados adelante por el menemismo con Domingo Cavallo a la cabeza y la Dictadura Militar entre 1976 y 1983. Y esto mismo, dijo, se replicó en Buenos Aires.

Para el caso de la provincia más populosa y extensa de la Argentina, el endeudamiento creció 435% en pesos durante los cuatro años en los que gobernó María Eugenia Vidal, actual precandidata a diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires.

La deuda bonaerense pasó así de 122.185 millones de pesos en diciembre de 2015 a 653.585 millones de pesos en diciembre de 2019. Esto tiene que ver con que las emisiones se hicieron en gran parte en dólares en medio de un proceso de disparada del tipo de cambio.

El stock de deuda pública de la provincia de Buenos Aires alcanzó los 10.913 millones de dólares, según dijo el gobernador. “Esto es relevante porque la provincia recauda en pesos, no en dólares”, señaló.

“Pasaron entonces la deuda externa en dólares de la provincia de 5.400 a 9.134 millones de dólares. Hubo un crecimiento del 68%. ¿Para qué? ¿Hicieron más obras? Nada. Nos quedó la deuda. Y fuera de eso no quedó nada. Las obras se interrumpieron y luego las pasaron al PPP”, dijo.

Kicillof dijo que, en los ocho años previos, en los que gobernó Daniel Scioli, se había emitido deuda por el equivalente a unos 2.700 millones de dólares, mientras que durante la gestión Vidal fue de 5.050 millones, “en la mitad del tiempo, el doble de deuda”.

Respecto de la composición de la deuda, el gobernador precisó que el 57,9% estaba en moneda cuando llegó Vidal y terminó en 83,7% cuando la ahora precandidata a diputada dejó el poder en La Plata.

Kicillof afirmó que esa “fiebre de endeudamiento” que hubo entre 2015 y 2019 explicaba que el 94% de los vencimientos que se concentrara entre 2019 y 2023, alcanzando los 2.274 millones de dólares.


Corresponsalía Buenos Aires


Comentarios


Seguí Leyendo

Buenos Aires cerró el canje de deuda y ya no quedan provincias en default