Cavallo al frente de la reforma tributaria de las provincias

La idea es que trabaje en una “comisión” para alcanzar al gobierno una propuesta sobre la reforma tributaria en las provincias. Voceros de Acción por la República señalaron que este acercamiento no lo consideran “conveniente ni oportuno” por un posible posicionamiento del partido en las próximas elecciones.



BUENOS AIRES.- Mientras el gobierno confirmó ayer que Domingo Cavallo será convocado para asesorar en materia impositiva, el cavallismo admitió la disposición del ex ministro para “ayudar” a la administración de Fernando de la Rúa a encontrar soluciones para la recuperación económica, y adelantó que esa colaboración se podría incrementar el año próximo.

La idea de un sector de la Alianza es que Cavallo integre una “comisión especial” con el objetivo final de implementar modificaciones tributarias en las provincias. De lograrse este objetivo, estaría en puerta el nuevo proyecto de ley de Coparticipación Federal que quiere elevar antes de junio del próximo año el presidente De la Rúa.

Sin embargo, dirigentes de la Alianza (ver “Siguen las...”) y voceros de Acción por la República descartaron de plano que este acercamiento signifique el ingreso de Cavallo al gobierno. Los primeros porque se resisten a compartir con el ex ministro menemista y los segundos porque no lo consideran “conveniente ni oportuno” en este momento. Desde el cavallismo se especula que, a partir de los comicios del 2001, donde aspira ampliar su representación parlamentaria y quizás con Cavallo en el Senado, el nuevo mapa político los habilitará para estrechar su colaboración con el gobierno aunque ya “legitimada” a través de las urnas.

“Lo vamos a invitar a él o alguna persona que quiera designar y seguramente algunas otras personas del sector privado, gente experta en el tema impositivo”, confirmó el ministro de Economía, José Luis Machinea, sobre la posible convocatoria al ex funcionario menemista para conformar un grupo de trabajo, en declaraciones a los medios.

Según el titular del Palacio de Hacienda, la “idea es que en 4 ó 6 meses debiera expedirse y hacer alguna sugerencia al gobierno para donde caminar en el tema de la reforma impositiva, que incluye particularmente a las provincias, porque ahí es donde quedan ahora los grandes impuestos distorsivos”. (DyN/AR)

Siguen las reacciones

Lejos de disiparse, la polémica por el posible asesoramiento que brindaría Cavallo al gobierno nacional, sigue generando tensiones. Las que siguen son algunas de las reacciones políticas producidas ayer:

• Alicia Castro, diputada del Frepaso: Consideró “patético” que Cavallo se incorpore al Gobierno y dijo que esa alternativa “desnuda con crudeza cuál es el rumbo económico elegido y la falta de creatividad de algunos sectores políticos en Argentina”.

La legisladora repudió con duras críticas la figura de Cavallo, recordó que fue presidente del Banco Central durante la última dictadura militar y lamentó que integrantes del Frepaso lo elogien. “Lo de Cavallo es patético. Cavallo representa todo aquello por lo que peleamos, durante la dictadura militar. Fue, al frente del Banco Central, quien estatizó la deuda privada y es el que se disputa con el ex presidente Carlos Menem la paternidad del modelo neoliberal de la Argentina”, dijo la legisladora.

• Federico Storani, ministro del Interior: Dijo que se iría del gobierno en caso de que Cavallo, ingrese como “superministro”, pero dijo que lo aceptaría “en ámbitos donde colabore” con la gestión del Ejecutivo.

• Eduardo Duhalde: Consideró que el blindaje financiero “puede tener algún efecto positivo en la medida de que se bajen los impuestos”, y opinó que el ex ministro de Economía menemista Domingo Cavallo “es mucho más” que el actual titular del Palacio de Hacienda, José Luis Machinea.

Todos reaccionaron contra Daer

Funcionarios, dirigentes del oficialismo y de la oposición y hasta algunos sindicalistas, repudiaron ayer con suma dureza la amenaza lanzada por el líder de la CGT dialoguista, Rodolfo Daer, y lo acusaron de esconder “intenciones golpistas” detrás de su advertencia de “echar a patadas” al Gobierno.

Frente al malestar que provocaron sus palabras, el sindicalista en persona buscó ayer calmar los ánimos y, tras pedir “disculpas” por esos dichos, ratificó su profundo respeto por la democracia y la investidura presidencial. “Desde ningún punto de vista hubo intenciones golpistas, exageran los que hablan de eso”, enfatizó Daer y dijo estar “totalmente arrepentido” de haber amenazado con “echar a patadas” al gobierno si no daba marcha atrás con la aplicación de algunas medidas.

Pese a las aclaraciones del sindicalista, su amenaza despertó un profundo repudio principalmente en el gobierno, donde el presidente Fernando de la Rúa calificó de “impropias” las palabras lanzadas por el cacique cegetista.

La ministra de Trabajo, Patricia Bullrich, le advirtió a Daer, que si planea utilizar la estrategia de “golpear” para después “negociar” como según dijo, “están acostumbrados” los sindicalistas, con ella “si golpean no negocian”, porque “esa estrategia cambió”. (Infosic y DyN)

Polémica por Infraestructura

El Ministerio de Economía exhortó ayer al Senado a que trate el proyecto de ley de Fondo de Infraestructura “entre hoy y mañana” y advirtió que la demora puede atentar contra la reactivación de la Economía por una pérdida de inversiones por 1.000 millones de dólares.

El portavoz de la queja fue el secretario de Programación Económica, Miguel Bein, quien afirmó que “La ley no puede ser rehén de otras negociaciones de tipo político”.

“Al Ministerio de Economía le parece fundamental que el Senado realice los mayores esfuerzos para tratar entre hoy y mañana la ley de Infraestructura”, dijo el funcionario.

La bancada justicialista del Senado pone condiciones. Insiste en condicionar su aprobación del Plan de Infraestructura al compromiso del Poder Ejecutivo de no vetar artículos claves del Presupuesto 2001. (DyN)


Comentarios


Cavallo al frente de la reforma tributaria de las provincias