Desocupados fuerzan acuerdo en Centenario



CENTENARIO.- Unos 200 desocupados forzaron el compromiso del gobierno provincial, a través de la mediación de las autoridades municipales, para que se garantice la continuidad de una serie de proyectos productivos que fueran aprobados por el Ejecutivo Provincial el año pasado, y que vencieran en diciembre último.

Los manifestantes coparon el ingreso al municipio impidiendo que el intendente Adrián Cerda pudiera inaugurar la temporada veraniega en el balneario municipal, acto que debió posponer para hoy.

Algunos forcejeos entre los manifestantes y las fuerzas de seguridad que custodiaban el ingreso al edificio comunal generaron momentos de tensión, hasta que un reducido grupo de los desocupados pudo ingresar para dialogar con el intendente.

La reunión se prolongó por más de tres horas, tras las cuales se llegó a un acuerdo entre las partes que descomprimió la situación.

En principio, Cerda obtuvo por vía telefónica la palabra del ministro de Gobierno de la provincia, Oscar Gutiérrez, de darle continuidad a los diez proyectos ya encaminados, que en su conjunto significan un monto de 67.000 pesos. Aunque precisó que la respuesta definitiva “la tendríamos en el transcurso de la semana que viene”.

A su vez, el municipio efectivizó el pago de tres alquileres de los locales donde se realizan dichos proyectos y lo propio se haría mañana con los siete restantes, con la condición de que los beneficiarios presenten hoy la documentación correspondiente para garantizar la continuidad del trámite por el término de tres meses, hasta tanto lleguen los fondos comprometidos por la provincia. “Está en el ánimo del gobierno municipal acompañar a estos proyectos para que esta gente continúe desarrollando sus actividades normalmente”, afirmó Cerda.

Lorena Salazar explicó que el reclamo obedeció a que se vencían los plazos de los alquileres y no se tenían respuestas concretas desde el gobierno.

Explicó que uno de los temas que más requería de una solución urgente era la cría de conejos, que si bien había dado buenos resultados, ahora los animales estaban muriendo de diarrea por la imposibilidad de darles una vacuna, cuyo costo es de 20 pesos por unidad, y por la falta de alimentos.


Comentarios


Desocupados fuerzan acuerdo en Centenario