El banco de Leche Humana cumplió tres años

El banco de leche humana de Cutral Co procesó mil litros de leche materna que es destinada a niños prematuros o internados en terapia intensiva.



Ya son alrededor de 500 bebés de la provincia que recibieron la leche donada por las madres solidarias durante estos tres años de vida que transita el Banco de Leche Humana de Cutral Co. Son mil los litros de leche materna procesada y pasteurizada en la entidad y que se suman a los 50 litros que hay en stock.

El Banco de Leche Humana de Cutral Co celebró los tres años de vida y el balance es muy positivo. La pediatra Alejandra Buiarevich impulsora de esta iniciativa junto a su par Martín Sapag, (responsable de la Red Provincial de Leche) explica que en tres años hubo un “crecimiento abismal” porque no sólo se incrementó el banco en sí sino la “red de leche humana” que tiene 32 “nodos” en toda la provincia. Esto implica que hay espacios en los hospitales, centros de salud, comisiones vecinales, jardínes maternales, Unidades de Acción Familiar, y hasta comercios que funcionan como “centros de recolección de leche humana”.

El equipo de profesionales del banco. Foto: Andrea Vázquez

A lo largo de los tres años de vida, se fortaleció la “cadena” que se inicia con un niño que se encuentra en estado crítico en la unidad de terapia intensiva, que recibe la leche pasteurizada en el banco de Cutral Co. “Esa mamá comprende la importancia de la leche humana y cuando sale de esta situación, ella misma se transforma en multiplicadora: si me ayudaron ellas ahora soy yo la que ayuda, piensa y empieza a entregar su leche que no es el excedente o lo que les sobra. Les cuesta extraerse pero igual la entregan”, describe Buiarevich.

La médica cuenta que hace tres años atrás, eran cuatro y hoy con el crecimiento experimentado, suman 14 entre profesionales médicos, nutricionistas, bromatólogos, enfermeras y personal de limpieza. Son Yamila De La Sierra, (bromatóloga); Cintia Ruiz, Juan Troncoso y Astrid Henoch, son los licenciados en Nutrición.

Fernanda Quintana, secretaria del banco de Leche y las enfermeras Miriam Gallegos, Jesica Espinosa y Daiana Quintana. Anahí Vázquez, Mónica Muñoz e Inés Valenzuela, encargadas de limpieza. La directora técnica es la ingeniera en Alimentos Laura Alday.

En Cutral Co y Plaza Huincul donde surgió este banco que es pionero en la Patagonia y el único de la provincia –el más nuevo es el de General Roca en Río Negro- las mamás donantes activas son 50.

“Hay que saber que el bebé que recibe la leche pasteurizada, lo hace por prescripción médica y mientras esté en internado”, aclaró. A modo de ejemplo, indicó que “no se puede llevar en un recipiente la leche pasteurizada en el banco a casa”.

En este tiempo lo interesante es que “la comunidad profesional y las familias hicieron como un equilibrio de los beneficios”. En esta línea, Buiarevich indicó que “el banco contribuyó a haber bajado la mortalidad infantil en estos últimos tres años porque es fruto de la atención primaria”.
Entre los desafíos que esperan es tener el edificio propio porque desde su creación funciona en un sector del hospital de Complejidad Media. Además, de un vehículo.

El banco se nutre de las donaciones que hacen las mamás de todos los puntos de la provincia y desde allí, envían la leche hacia Cutral Co. Para que eso ocurra, los promotores de salud tienen una intensa labor para enseñar a las madres sobre los cuidados de la manipulación de la leche.


Comentarios


El banco de Leche Humana cumplió tres años