Elogios y nuevos acuerdos entre Kirchner y Lagos

Destacan política de derechos humanos.

El presidente Néstor Kirchner recibió ayer un fuerte apoyo de su par de Chile, Ricardo Lagos, por las acciones emprendidas por su gobierno para profundizar en la Argentina «la democracia, la cohesión social y el respeto por los derechos humanos» Los elogios del presidente chileno a la políticas argentinas en esta materia se producen en momentos en que a ambos lados de la cordillera se revisan las violaciones a los derechos humanos cometidas durante la dictaduras en ambos países Además, ambos mandatarios hicieron votos a favor de «la integración» de Argentina y Chile, mientras que Lagos aseveró que las dos naciones «están llamadas a conformar una alianza estratégica» que determine su inserción en el actual mundo globalizado Kirchner y Lagos se reunieron ayer al mediodía en la Casa de Gobierno durante casi dos horas y luego suscribieron en el salón Blanco una serie de acuerdos bilaterales, entre los que se destaca la Declaración Conjunta sobre Circulación de Personas entre ambos países, que comenzará a regir en enero del 2004 Los dos presidentes también firmaron una declaración conjunta donde Chile reitera su apoyo al reclamo argentino de soberanía sobre las islas Malvinas, un convenio para la integración y cooperación de las juventudes de los dos países y una «Carta al Futuro» para la integración informática.

«Sabemos que no basta con tener determinados estándares económicos. El respeto se gana cuando a democracia es más profunda, tenemos cohesión social y los derechos humanos son respetados y son parte esencial de la conciencia del país» sostuvo el mandatario chileno al hablar tras la firma de acuerdos.

Lagos agregó, dirigiéndose a su colega argentino que, desde la administración trasandina «miramos con admiración los pasos que usted ha dado en ese sentido» desde el inicio de su gestión.

A su turno, Kirchner instó a las dos naciones a «intensificar la búsqueda de visiones compartidas tanto en los sectores público como privado», y, en su condición de presidente patagónico, hizo especial hincapié en el proceso de integración argentino-chileno en la zona austral.

 

 

Justicia: El ministro de Justicia, Gustavo Beliz, y su par chileno, Luis Bates Hidalgo, firmaron un acuerdo de cooperación en materia judicial y penitenciaria, y analizaron el nuevo proceso de selección de jueces de la Corte Suprema de Justicia implementado en la Argentina, sobre el cual el visitante se mostró muy interesado También implica «mutua colaboración para la capacitación de los funcionarios y personal del ámbito judicial, y cooperación en asuntos jurídicos y judiciales que vinculen a ambas dependencias gubernamentales».

Educación: Los ministros de Educación de Argentina y de Chile firmaron acuerdos para fortalecer el intercambio educativo y científico entre ambos países. Acordaron generar instrumentos comunes para evaluar la calidad de la enseñanza básica y media fortalecer el trabajo de los portales educativos de ambos países para lograr contenidos similares y su proyección a toda América Latina También decidieron promover la movilidad de estudiantes, académicos y profesionales argentinos y chilenos y facilitar el reconocimiento mutuo de títulos y grados obtenidos en programas debidamente acreditados.

 

 

El gobernador interino de Neuquén, Jorge Sapag, enfatizó los avances de la relación de su provincia con Chile durante el encuentro que -junto a algunos de sus pares provinciales-, mantuvo ayer con el presidente Lagos.

Sapag hizo mención a «avances» en emprendimientos como el pavimentado de la ruta 60 y en pasos fronterizos, así como de nuevas inversiones en la aduana de paso a Pino Hachado.Como dato relevante, Sapag subrayó que en los últimos años el tránsito por Pino Hachado pasó de 3000 a 15.000 camiones.

No estuvo exento del temario el trasandino, acerca del cual el gobernador en ejercicio insistió acerca de trámites de una empresa portuguesa avaladas por la reciente visita que realizó el embajador lusitano a territorio neuquino. (DyN/AN)

La circulación de ciudadanos de Argentina y Chile a través de las fronteras de ambos países será absolutamente libre desde el 1 de enero del 2004, según lo dispuesto en un acuerdo que firmaron ayer los presidentes Néstor Kirchner y Ricardo Lagos. El documento, denominado «Declaración Presidencial Conjunta sobre Libre Circulación de Personas», fue firmado «con el ánimo de lograr una efectiva integración» bilateral, según señalaron los dos mandatarios En tal sentido, Kirchner y Lagos decidieron «adoptar las medidas necesarias para permitir el libre ingreso y egreso de ciudadanos argentinos y chilenos y de residentes permanentes en ambos países por puestos fronterizos terrestres, aéreos y marítimos con la sola exhibición del DNI o documento de viaje» Indicaron que la medida no implica en modo alguno «modificar la legislación de cada país en materia de radicación de personas y de trabajo en sus distintas categorías». De esta manera, señalaron fuentes oficiales, desde el 1 de enero de 2004, en la práctica los argentinos y chilenos podrán obviar el trámite de migraciones al entrar o salir de los respectivos territorios.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora