Energía nuclear: España confirmó que cerrará sus plantas para 2035

España confirmó que seguirá adelante con sus planes de cerrar todas sus plantas nucleares para 2035. La gestión de residuos y el desmantelamiento requerirán unos 22.400 millones de dólares.

España confirmó que seguirá adelante con sus planes de cerrar sus cinco plantas nucleares para 2035. Mientras tanto, en Europa se mantiene el debate sobre si la energía nuclear debe considerarse como una alternativa por las bajas emisiones. Estiman que el proceso de desmantelar y gestionar residuos costará unos 22.400 millones de dólares.

La gestión de los residuos radiactivos y el desmantelamiento de las plantas serán financiados por un fondo apoyado por los operadores de las plantas, según anticipó el gobierno. En la actualidad, hay siete reactores en operación, que se cerrarán entre 2027 y 2035. Estos, distribuidos en cinco plantas, generan alrededor de una quinta parte de la electricidad de España.

El futuro de las plantas nucleares del país fue un tema varias veces debatido durante la reciente campaña electoral, con uno de los principales grupos de presión empresariales pidiendo ampliar el uso de estas plantas, mientras que el Partido Popular (PP) se comprometió a revertir la eliminación gradual planificada. 

España ya había llegado a un primer acuerdo sobre la eliminación de la energía nuclear en 2019 con los operadores Iberdrola, Endesa y Naturgy que tienen una capacidad de generación total de 7,1 GW. Según el reglamento, deben pasar tres años desde el cierre del reactor antes de que pueda ser desmantelado.

La discusión se da en un momento en que la energía nuclear de Europa atraviesa una especie de reivindicación, con un cambio en su apoyo por la transición a combustibles bajos en carbono. También, es impulsada para mejorar la seguridad energética después de la crisis energética provocada por la guerra de Rusia en Ucrania. 

Unos 25 países, la mayoría de ellos europeos, firmaron la Declaración para triplicar la energía nuclear para 2050, emitida a principios de este mes en Dubai en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático. Gobiernos y organismos que ya se habían opuesto a la energía nuclear comenzaron a apoyar su operación como un actor necesario en el objetivo de electrificación y descarbonización. 

Tal fue el caso del Partido Verde de Finlandia, que en 2022 votó a favor de categorizar la energía nuclear como una forma de energía sostenible después de décadas de fuerte oposición. En el país, un tercio de la electricidad se genera mediante energía nuclear. Mientras tanto, Japón y Alemania revisan sus decisiones sobre la energía nuclear.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios