Balotaje Massa – Milei y el panorama energético: Consenso sobre Vaca Muerta, pero no en las tarifas

Con diferencias, los dos candidatos presidenciales que irán a segunda vuelta impulsan el desarrollo de la formación shale. Sin embargo, hay fuertes contrastes en tarifas, combustibles e YPF. Para las empresas, la clave es achicar la brecha del dólar.

Mientras en torno a políticas como las económicas las propuestas de los dos candidatos más votados ayer, Sergio Massa y Javier Milei, son el día y la noche, en el escenario de la energía no son tantas las divergencias. Desde las empresas de Vaca Muerta se advirtió que ambos candidatos tienen planes del agrado para el sector, pero que al final del día la estabilidad macroeconómica y cambiaria es lo que más necesitan.

El punto más claro en común es el apoyo a Vaca Muerta como una plataforma de desarrollo exportador En el caso de Milei la propuesta elaborada era posiblemente la que más le gustaba a las empresas, hasta que el libertario disparó todas las señales de alerta planteando “vender Vaca Muerta”, algo que no es posible en los términos que fue planteado.

Hasta antes de eso, proponía un fuerte perfil exportador, con acceso irrestricto al dólar y sin desdoblamiento cambiario, dos de los reclamos fuertes de las empresas. También que se respeten los contratos del Plan Gas.Ar hasta su finalización en 2028, tras lo que no habría más subsidios.

El manejo de YPF es diametralmente opuesto al que propone Massa. Milei plantea una puesta en valor de la petrolera antes de privatizarla, acompañada por un brusco aumento en el precio de los combustibles hasta la paridad de importación, algo que hoy haría triplicar el precio del litro.

Propone una suba inmediata en las tarifas de luz y gas al sector de mayores ingresos, escalonada para el intermedio y con subsidios directos pero con tope a los sectores más vulnerables.

Massa mantiene las propuestas actuales de planes de subsidios con nuevas rondas del Plan Gas, y un acceso limitado al mercado de divisas, algo como el actual Dólar Vaca Muerta.

En el caso de las tarifas coincide en que habrá aumentos, pero en línea con la inflación para el sector de mayores ingresos y por debajo para el segmento medio.

Y con YPF no solo plantea que deberá tener un rol de liderazgo del sector, como en el caso del GNL, sino que sea la vara que fije un precio para los combustibles desacoplado del valor de importación.

Mientras el electorado será el que defina quien se imponga, para las empresas de Vaca Muerta, si bien la posibilidad de vender lo que no se puede vender generó pavor, lo central no está en estos planes, sino en un orden en la economía, que achique o elimine la brecha cambiaria con el oficial, que es hoy el mayor problema del sector.

La propuesta de Milei de “vender Vaca Muerta” encendió señales de alerta sobre qué entiende que es la formación clave para la energía del país.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios