Round 1 a la vista: la elección del “gobernador de Vaca Muerta”

La incertidumbre electoral en la formación estrella de los hidrocarburos ya tiene su primera fecha: el 16 de abril. Mientras las operadoras ven con preocupación un impacto de la macroeconomía y posibles congelamientos de precios, también destacan el largo plazo de transición que habrá en Neuquén.

A poco más 1200 kilómetros de la Casa Rosada se encuentra el “corazón” de Vaca Muerta, esa formación geológica que pasó de ser algo casi desconocido hace algunos años, a la gran promesa de producción y exportación de hidrocarburos del país, por la que el mismo ministro de Economía Sergio Massa, vaticinó que en tres años se equipararía en términos de PBI al complejo sojero.

Pero a días de iniciado este 2023 el gobierno de la provincia de Neuquén fijó la fecha para un día que será clave, pues si bien se trata de la elección del próximo gobierno provincial, en la práctica para las empresas productoras de gas y petróleo termina siendo algo así como la elección del “gobernador de Vaca Muerta”.

Constituida como provincia hace poco más de 64 años, Neuquén lleva -con intervenciones militares mediante- casi 61 bajo el mando de gobernadores del Movimiento Popular Neuquino (MPN). Esto ha llevado a que el actual gobernador, Omar Gutiérrez, remarcara en numerosas ocasiones la estabilidad y previsibilidad que el sector de los hidrocarburos encuentra en la provincia.

Es que desde que Neuquén propició el desarrollo de Vaca Muerta, se ha tratado de un proyecto impulsado por gobiernos del mismo partido, pero esa continuidad es precisamente la que se pondrá en debate en las elecciones del próximo 16 de abril.

Con algunas semanas de plazo por delante para la definición de las candidaturas, hoy el escenario muestra dos grandes contrincantes. Por un lado el oficialista Marcos Koopmann, actual vicegobernador y candidato por la lista Azul del MPN que lidera el conductor del partido desde años, Jorge Sapag.

La autoreferenciada “estabilidad” del MPN tiene reflejo en la candidata a vicegobernadora seleccionada, pues se trata de Ana Pechen, quien fue vicegobernadora en los dos mandatos de Sapag, allá en los albores del desarrollo de Vaca Muerta.

El otro candidato de mayor peso de cara al 16 de abril es Rolando Figueroa, quien fue vicegobernador de Gutiérrez en su primer mandato pero que optó por autoescindirse del partido provincial y disputarle la conducción de la provincia al designado Koopmann.

Figueroa, un contador que entró a la política desde el extremo norte de la provincia como es Chos Malal, optó por sumar a otra candidata del interior a su fórmula para la vicegobernación y se trata de Gloria Ruíz. La actual intendenta de Plottier, uno de los municipios que forman parte del Gran Neuquén, cumple con darle un equilibrio de género a la fórmula, aunque se trate de una figura nueva en la política local.


Más partidos


El escenario de candidaturas en danza por la gobernación de Vaca Muerta tiene otros participantes. Desde el sector del PRO se vio un quiebre, ya que el actual diputado nacional Pablo Cervi no cedió a los pedidos de declinar su candidatura y sigue adelante como representante de la UCR y la Coalición Cívica ARI.

El excandidato a diputado nacional por Juntos por el Cambio, Carlos Eguía, fue otro que rompió sus bases como Figueroa, pero en esta ocasión su pase fue hacia el sector de Javier Milei.

Y el Partido Justicialista (PJ) que parecía hace un año atrás tener en el entonces secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, a un claro candidato a gobernar Vaca Muerta sigue hasta la fecha en el terreno de las indefiniciones, en las que también se suman su otro referente de peso, Ramón Rioseco.

En una provincia en donde la producción de gas y de petróleo mueven la economía, el sindicato de Petroleros Privados no podía estar al margen. El gremio se enmarca dentro del sector Azul y Blanco del MPN y no solo ha sido el que le ha dado grandes escenarios a Koopmann, como la asamblea de diciembre en Añelo, sino que también selló el apoyo al partido provincial con la candidatura a diputada provincial de Daniela Rucci, la hija del actual titular del gremio, Marcelo Rucci.


Long wait and see


La fecha seleccionada es el próximo 16 de abril, lo cual la ubica junto con las elecciones provinciales de Río Negro, en los primeros lugares de un año plagado de comicios. Pero a su vez, también implica que habrá un período de casi 8 meses entre que se elija al nuevo gobernador y que se efectivice el cambio de autoridades.

Este extenso plazo para el cambio de autoridades es lo que desde las empresas operadoras de Vaca Muerta se mira con mayor temor, ya que la preocupación en las firmas no está en sí en la posibilidad de que cambie el signo político de la provincia, sino en que se genere una suerte de tiempo muerto que podría perjudicar el desarrollo de la actividad.

En términos de política un impase de 8 meses es extenso, pero en términos de una industria como la hidrocarburífera es una eternidad, en especial si se trata por ejemplo de la aprobación de proyectos.

Este escenario además se enmarca en una especie de mamushka más grande, que son las elecciones nacionales.

Si bien desde las operadoras se reconoce en off the record que en un año plagando de tantos interrogantes políticos el “wait and see” se aplica sin falta para la mayor parte de los nuevos proyectos, los condimentos de una macroeconomía en ebullición son más determinantes para las firmas que los candidatos en sí.

Desde el sector se ve con preocupación que, al calor de las elecciones y como sucedió en 2019, el gobierno impulse un congelamiento en el precio de los combustibles luego de marzo cuando finaliza el programa de Precios Justos.

Y es que si bien la medida podría tener el apoyo de gran parte de la sociedad, también representa un duro golpe para este sector clave dado que de la venta de las naftas dependen en gran medida los presupuestos de las operadoras, especialmente el de la gran firma de bandera nacional como es YPF.

Si la inflación se dispara al 100% como se proyecta y los precios se congelan, no son pocos los que en el sector temen que deban recortarse los planes de inversión en Vaca Muerta, en lo que -contrariamente al pronóstico de crecimiento de Massa- podría ser la imagen del desplume de la gallina de los huevos de oro.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora