Un equipo en Bariloche permite hacer diagnósticos más certeros en oncología

La Fundación Intecnus concretó el primer estudio PET/MR que permitirá realizar un seguimiento de los tratamientos oncológicos. Río Negro es la segunda provincia del país que puede ofrecer este servicio, luego de Mendoza.





Este equipo es el tercero en su tipo instalado en América Latina. Foto: gentileza

Este equipo es el tercero en su tipo instalado en América Latina. Foto: gentileza

La Fundación Intecnus concretó el primer estudio PET/MR para el seguimiento de los tratamientos oncológicos. El equipo es el tercero en su tipo instalado en América Latina. A partir de ahora, Río Negro es la segunda provincia del país que puede ofrecer este servicio, luego de Mendoza.

La práctica combina la Tomografía por Emisión de Positrones (PET) con la Resonancia Magnética de Alto Campo (MR).

La primera práctica realizada en Bariloche, explicaron desde la institución, “se indicó a un paciente oncológico a fin de obtener información anatómica y metabólica para evaluar las respuestas a un tratamiento de radioterapia y así poder hacer un seguimiento del mismo”.

“Contar con esta tecnología nos permite arribar a diagnósticos certeros, así como también realizar seguimientos y controles precisos de un determinado tratamiento. Nos aporta información muy valiosa para una mejor evaluación a la respuesta a un tratamiento de radioterapia o quimioterapia”, destacó Virginia Venier, magíster en Física Médica y responsable física en el Servicio de Medicina Nuclear de Fundación Intecnus.

En el primer estudio PET/MR participó un equipo multidisciplinario integrado por Venier; Romina Ventimiglia, de los Servicios de Radioterapia y Medicina Nuclear; Humberto Romano, magíster en Física Médica y responsable físico de Diagnóstico por Imágenes, Ana Poma, magíster en Física Médica; Carla Costa, técnica en Medicina Nuclear; Juliana Nucci, técnica en Resonancia; y Josefina Barker, licenciada en Producción de Bioimágenes.

Venier puntualizó que “la resonancia aporta imágenes que en comparación con la tomografía computada, poseen mayor contraste en tejidos blandos. Esto es de gran utilidad para la detección temprana de tumores, principalmente en cerebro, pelvis y mama, entre otros, donde las características del tejido sano y el tumoral son similares”.


Comentarios


Un equipo en Bariloche permite hacer diagnósticos más certeros en oncología