Revés para Cristina Kirchner: la Justicia rechazó todos sus planteos en la Causa Vialidad

La expresidenta había recusado a un juez y también al fiscal que pidió el agravamiento de la pena en su contra. También reclamó  la suspensión de las audiencias. Los planteos fueron rechazados inmediatamente por la Sala IV de la Cámara de Casación.

La defensa de la expresidenta Cristina Kirchner presentó hoy recusaciones contra un juez de la Cámara Federal de Casación Penal y contra el fiscal de esa instancia que intervienen en la Causa Vialidad, y solicitó que las audiencias de revisión de su condena se suspendan hasta que los planteos sean resueltos, para evitar nulidades posteriores. Pocas horas después de la presentación,  la Sala IV de la Cámara de Casación rechazó “in límine”, es decir, sin más trámite, todos los pedidos.

Justamente el fiscal Mario Villar fue el que hace dos días atrás solicitó condenar a la exvicepresidenta como jefa de una asociación ilícita, con una pena de 12 años de prisión.

La defensa de la exmandataria sostuvo que fisca Villar expuso el lunes último una posición contradictoria con otra que el ministerio Público Fiscal sostuvo en otra causa y que el juez Diego Barroetaveña habría adelantado opinión sobre este expediente al intervenir en otro, informaron fuentes judiciales.

La Sala IV de la Cámara Federal de Casación Penal es presidida por el juez Gustavo Hornos e integrada por los jueces Mariano Borinsky y el propio Barroetaveña. Los magistrados rechazaron la recusación y dispusieron que continúen las audiencias que fueron fijadas en noviembre del año pasado.

Mediante un escrito firmado por los abogados Carlos Alberto Beraldi y Ary Llernovoy, la defensa de la ex mandataria había planteado las “circunstancias objetivas que ponen en crisis la objetividad y la imparcialidad de los citados magistrados”. 


Los argumentos de la defensa de Cristina contra el fiscal y el juez


“Desde ya dejamos expresamente planteada la nulidad de los actos procesales que puedan desarrollar los magistrados recusados. En línea con lo expuesto, a fin de evitar posibles nulidades, respetuosamente solicitamos que se suspendan las audiencias fijadas en autos”, reclama el escrito.

En el caso del fiscal Villar, la expresidenta sostuvo que en esta causa afirmó que existía una sola asociación ilícita mientras que en otro expediente sostuvo que era jefa de dos.

“Mientras los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola afirmaban en este proceso que existió una única asociación ilícita, creada para cometer defraudaciones y lavar activos, los fiscales Diego Velasco y Mario Villar plantearon en las causas Hotesur y Los Sauces que, en rigor de verdad, Cristina Fernández de Kirchner integró dos bandas criminales distintas: una constituida para defraudar al Estado (investigada en el marco de este proceso) y otra conformada para blanquear capitales (investigada en las causas Hotesur y Los Sauces)”, explicó la defensa.

Frente a semejante contradicción, señalamos expresamente que la fiscalía no podía sostener proposiciones antagónicas en su acusación por el delito de asociación ilícita.  No obstante, Villar, pese a haber afirmado la existencia de dos asociaciones ilícitas distintas, en la audiencia celebrada el pasado 26 de febrero sostuvo para este proceso que solo existió una única asociación ilícita”, añadió.

“Lejos de obrar en forma objetiva, el fiscal Mario Villar ha sostenido posiciones antagónicas en las causas a su conocimiento, dirigidas a mantener pretensiones punitivas a todo trance en contra de la ex Presidenta de la Nación”, completó.

Sobre el juez Barroetaveña, la defensa de la ex presidenta consideró que “ya ha emitido opinión en otro expediente en torno a los extremos fácticos y jurídicos” relacionados con la Causa Vialidad.


“Tal situación coloca al citado juez en una clara y lamentable posición de prejuzgamiento”, dijo la defensa de Cristina


“Tal situación coloca al citado juez en una clara y lamentable posición de prejuzgamiento”, sostiene el documento.

Los defensores recordaron que Barroetaveña y Daniel Petrone revocaron el sobreseimiento de Cristina Kirchner en las causas por los hoteles”.  

“Al haber revocado aquel sobreseimiento, dejando subsistente la imputación por el delito de lavado de activos, los jueces habilitaron a que la fiscalía, como teoría del caso, pueda seguir sosteniendo que la asociación ilícita atribuida a Cristina Fernández de Kirchner también tuvo como propósito llevar a cabo maniobras de blanqueo de capitales. En otras palabras: de haberse confirmado aquel sobreseimiento, de manera alguna podría sostenerse en este expediente que la mentada asociación ilícita también tuvo como propósito, además de cometer defraudaciones, lavar activos”, explicaron.

“El juez Barroetaveña -junto a su colega- fijó una posición que reconoce la existencia de una única asociación ilícita atribuida a Cristina Fernández de Kirchner, constituida a efectos de cometer defraudaciones en perjuicio del Estado y maniobras de lavado de activos, tal como ahora lo postula el fiscal Villar en sus agravios”, describió.

Barroetaveña, añade el texto, “se encuentra ahora inmerso en la causal de apartamiento pues ha valorado y emitido opinión sobre hechos que guardan relación directa e inmediata con los agravios postulados por la fiscalía en este proceso, respecto de los cuales debe emitir sentencia”.


Fuente: Noticias Argentinas y Télam


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios