La misteriosa historia detrás de la muerte de un criancero en el norte de Neuquén

La autopsia se realizará en las próximas horas. A partir del resultado se definirá el rumbo de la investigación.

Una denuncia por desaparición de persona en la comisaría de Buta Ranquil, en el norte de la provincia de Neuquén, derivó en una investigación por un misterioso episodio que todavía no se puede catalogar. ¿Hubo un hecho delictivo, o se trató de una costumbre típica de la zona?

La historia comenzó cuando una mujer de 47 años se presentó en la comisaría 32 de Buta Ranquil a denunciar que desde hacía más de un mes no tenía noticias de su hermano, Julián María Cabrera, de 63 años.

Explicó que el hombre tiene un puesto para desarrollar su actividad de criancero a 100 kilómetros campo adentro, en una zona conocida como Sierra Negra, cerca del paraje Huantraico. Allí vive solo todo el año.

Buta Ranquil, localidad al pie de volcán Tromen, tiene unos 7.000 habitantes. Está a 88 kilómetros de Chos Malal y 355 de Neuquén capital.

La investigación ordenada por la fiscalía que conduce el fiscal jefe Fernando Fuentes dio un giro cuando le tomaron declaración a otro hermano de Cabrera. «Lo encontré muerto en el puesto y lo enterré», relató con naturalidad.

Según este hombre, de 62 años y también criancero, eso pasó hace alrededor de un mes cuando fue a visitar a su hermano. «Tenía algunos golpes, pensé que se había caído del caballo», dijo.

Según su relato, le dio sepultura para que descanse en paz. Luego se fue del puesto, llevándose un panel solar.

El fiscal Fuentes envió al lugar a un equipo de Criminalística y al asesor letrado Víctor Hugo Salgado. Comprobaron que en apariencia está todo en orden, no hay signos de violencia ni manchas de sangre, tampoco armas blancas o de fuego.

Exhumaron el cuerpo y lo enviaron a la morgue en la Ciudad Judicial en Neuquén capital. El médico forense de Chos Malal realizará la autopsia el jueves.

«La situación es irregular», dijo el fiscal Fuentes a diario RÍO NEGRO. De todos modos, debe esperar a que la autopsia defina si los golpes que el hermano dice haber visto en el cuerpo son producto de un hecho de violencia o de la descomposición natural.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios