Preocupa a juezas de Familia una grave omisión en un concurso de la Magistratura de Neuquén

Presentaron una nota a la presidenta del Consejo por una ausencia inexplicable en el concurso para uno de los cargos más altos en el Poder Judicial. También hay sorpresas en los certámenes para jueza de Neuquén y de Chos Malal, y para la defensoría de la Niñez.





La fiscal del caso de Neuquén, Silvia Moreira, y la defensora pública de Rincón de los Sauces, Beatriz del Valle Chavero, quedaron en primer y segundo lugar en el concurso del Consejo de la Magistratura para cubrir un cargo en el Colegio de Jueces de Neuquén capital.

En tanto, la abogada Nadia Kubatov quedó en condiciones de ser designada ganadora del concurso para jueza de Chos Malal, luego de cumplidas todas las etapas del concurso. Lo mismo sucede con Carmen Canaviri, quien se postula para ser defensora adjunta de los Derechos del Niño, Niña y Adolescente de la misma ciudad (en la entrevista personal, una consejera le hizo una pregunta insólita. Volveremos sobre este punto). 

En medio de tantas novedades que se produjeron en las últimas semanas en el Consejo de la Magistratura, pasó inadvertida una grave omisión. Sucede en el concurso 203, para cubrir un cargo de juez o jueza en la Cámara Provincial de Apelaciones, con competencia en el Interior, con asiento de funciones en la ciudad de Cutral Co.

Es la categoría más alta a la que se puede aspirar dentro del Poder Judicial. Por encima, sólo están los y la vocal del Tribunal Superior de Justicia.

La bolilla que no está


Hay cuatro concursantes que ya están ordenados por antecedentes: encabeza la jueza civil de Cutral Co, Nancy Vielma, con 14,24 puntos; le siguen el secretario del juzgado Civil de Zapala, Alejandro Sydiaha con 9,74; Eduardo Alejandro Aguilar, abogado jujeño radicado en Tucumán, con 7,06, y Mariano Sebastián Álvarez, de la secretaría Civil y Nuevos Derechos de la Defensoría General, con 6,82.

Esta Cámara tiene competencia en materias Civil, Comercial, Laboral, Minería y Familia. Pero dentro del temario aprobado por el Consejo para el examen escrito y oral mediante resolución 41/22 del 27 de septiembre pasado, no figura el rubro «familia». La y los concursantes deberán responder por ejemplo sobre contratos, responsabilidad civil, derechos del consumidor, derecho sucesorio, laboral, procesos concursales, derecho ambiental y, como en todos los certámenes, sobre perspectiva de género.

Para los exámenes fijaron fecha el 2 y 3 de noviembre. El Jurado Académico será Hugo Alejandro Acciari, y la Jurada Magistrada Patricia Mónica Clérici.

Advertencia de las juezas


Las juezas de Familia del interior, Silvina Alejandra Arancibia Narambuena; Gloria Anahí Martina; Andrea Carina Di Prinzio Valsagna; María Claudia Castro y Eliana Mariel Fortbetil, le enviaron una nota a la presidenta del Consejo, Soledad Gennari para expresarle su «honda preocupación» por esta laguna.

Señalan en la misma que el derecho de familia «porta la mayor carga laboral en relación a los restantes fueros de competencia del cargo para el que se concursa y es la materia donde más han impactado las sustantiva reformas contenidas en el Código Civil y Comercial Unificado vigente a partir del uno de agosto de 2015, en cuyo cauce han sido introducidas en nuestro ordenamiento positivo instituciones de profusa litigación y con disímiles enfoques doctrinarios y jurisprudenciales al presente. Por ende lo decidido en primera instancia frecuentemente resulta objeto de apelación ante el tribunal para cuya vocalía se concursa».

También queda excluida del examen, advierten las magistradas, «la amplísima temática relativa a la discapacidad y al consecuente abordaje de las internaciones involuntarias, incluidas las relacionadas con consumos problemáticos y padecimientos mentales, para señalar sólo algunos de los aspectos de tan compleja temática. Todo, junto al vasto campo de las cuestiones atinentes a niños, niñas y adolescentes que junto a la ancianidad, las mujeres y las personas con discapacidad constituyen grupos vulnerables cuya atención y adecuado resguardo nos viene impuesto por la manda constitucional que exige a los poderes del Estado –incluyendo el Poder Judicial que integrará quien acceda al cargo concursado- a adoptar medidas de ‘acción positiva’ en pos de la protección de tales colectivos».

En definitiva, piden «respetuosamente, la revisión del temario aprobado».

Un examen para leer con atención


De regreso en el fuero penal. La fiscal Moreira encabeza el concurso para jueza de Garantías con 34,63 puntos, producto de 11,63 por antecedentes; 12 en el escrito (sobre 20) y 11 en el oral (sobre 20).

Por apenas unas décimas está segunda la defensora Chavero: reunió hasta ahora 34,37 puntos, 9,37 por antecedentes; 12 y 13 en los exámenes oral y escrito.

Son notas regulares. El examen escrito presentaba cierta complejidad, en parte porque fue redactado por un juez de Chubut. En esa provincia rige un Código Procesal ligeramente distinto al de Neuquén, y no todos los concursantes interpretaron todas las preguntas. (Para la etapa técnica se convoca a un jurado externo. En este caso fue Martín Roberto Montenovo, la local fue Carolina González).

Una lectura atenta de las preguntas permitía sortear el escrito con éxito. En general, no fue lo que sucedió. Eso, sumado a errores conceptuales, les tiró la nota abajo a las y los participantes (hubo tres más, que obtuvieron 16, 14 y 9 puntos respectivamente sobre los 40 posibles).

El puntaje que otorguen las y los consejeros en la entrevista personal definirá entre Moreira y Chavero quién es la ganadora.

La notificación que no llegó


En el caso del concurso para el juzgado de Garantías de Chos Malal, la abogada Nadia Kubatov reúne 35,03 puntos (6,03 por antecedentes; 11 en el escrito y 18 en el oral). Esta semana pasó por la entrevista personal y en el Consejo de la Magistratura hubo quórum estricto: cinco presentes. Faltaron la presidenta Soledad Gennari y la consejera Monserrat Morillo.

El consejero Marcelo Inaudi le preguntó por qué no había hecho el curso obligatorio de perspectiva de género. «Sí que lo hice», respondió sorprendida la candidata. Ofreció como prueba los correos intercambiados con Débora Valle, la encargada de hacer llegar el certificado correspondiente al organismo.

El Consejo lo integra, en representación del MPN, Encarnación Lozano. En noviembre del 2019 era diputada, y votó junto con su bloque en contra de la designación de Kubatov como defensora pública por ser feminista. El martes próximo se sabrá cómo la califica.

Fuera de órbita


El mismo día que Kubatov, fue entrevistada Carmen Canaviri, única postulante en carrera para ser defensora adjunta de los Derechos del Niño, Niña y Adolescente de Chos Malal. En la actualidad es funcionaria de ese organismo.

Lozano le preguntó «cuántos niños, niñas y adolescentes hay institucionalizados en la ciudad de Neuquén y en Zapala».

«No le podría decir», respondió la concursante, «porque Neuquén y Zapala están fuera de nuestra órbita». En efecto, Chos Malal pertenece a la Quinta Circunscripción; Neuquén a la Primera y Zapala a la Tercera. Cada una tiene su propia defensoría.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Preocupa a juezas de Familia una grave omisión en un concurso de la Magistratura de Neuquén