El vecino de Huinganco que bucea en la historia y la difunde en su biblioteca virtual

Diplomas no le faltan, pero tampoco es lo que busca. Su expectativa es que el material trascienda y no quede escondido. Conocé la experiencia de Isidro Belver, reconocido historiador que se animó a la tecnología para llegar más lejos.

¿Sabés cuándo fue la primera vez que se nombró a Neuquén en una obra con valor histórico? Isidro Belver sí: fue en el libro del sacerdote jesuita Bernardo Havestadt, “Chilidugu (la lengua de Chile) sive res chilensis”, impreso en 1777 en Alemania. En la séptima parte de este trabajo, donde el presbítero relató su viaje misionero de 1752, desde Chile hasta Malargüe, el camino lo llevó a pasar por el norte neuquino. Imborrable, el sello “Ñedquen – Nudquen” quedó grabado en el mapa, para siempre. Tan sólo pasaron 271 años.

Estos y otros momentos de la historia regional son los que activan el brillo en los ojos de este andaluz de 77 años, radicado en Huinganco. Lo entusiasman y lo motivan a investigar, leer, googlear, recorrer archivos y con eso escribir, hasta poder compartirlo con sus seguidores en Facebook o en su biblioteca virtual. Disertante en Congresos de la Junta de Estudios Históricos, también ha publicado en la Revista especializada “Más Neuquén” y participa en “Digo”, la app que habilitó RÍO NEGRO para que sus lectores compartan relatos. Diplomas no le faltan, pero tampoco es lo que busca. Su única expectativa es que el material trascienda y no quede escondido en un estante.

Tan familiarizado está con la tecnología, que la distancia no impidió que atendiera a la cronista de este medio, desde el comedor de su casa, junto a Yoli, su compañera de vida. Vía Zoom contaron que ella es la que se asegura de que el resto del mundo siga girando, mientras él bucea concentrado en un nuevo material a presentar. Todo para sembrar conocimiento, porque confían en la cosecha.

Primero fue “Neuteca 200” (por el Bicentenario de la Patria) y ahora es simplemente “Neuteca” (desde 2016), para hacerlo más práctico. Pero la esencia es la misma. Quienes naveguen en este “Google site” se van a encontrar con un índice que empezó a crecer en 2010 y ya reúne publicaciones de Gregorio Álvarez, Marcelo Berbel, las misiones salesianas y hasta el Primer Congreso del Área Araucana Argentina.

Un buscador de palabras clave, un índice por fecha de carga y otro menú de temas por sección ayudan hasta al lector. El desafío es que la curiosidad no se deje seducir en el camino por los demás títulos interesantes que aparecen en el recorrido.

“Me tuve que hacer a la tecnología, un día perdí todo, no sé qué toqué y empecé de nuevo. Hasta que me di cuenta que podía preguntar a Google y logré resolverlo”, cuenta Isidro, entre risas. Afirma que desde siempre usó los medios que tenía a mano para escribir y llegó a decir que “hubiera sido periodista”. Pero la vida le tenía preparados otros proyectos, aunque siempre guardando algo de esa vocación entre tantos papeles. “Si algo me satisface, me gusta que otro también tenga esa satisfacción, que alguien lo pueda leer”, recalca.

“Antes viajaba mucho a Neuquén capital, visitaba Siringa Libros, que era lo único que había” relacionado con su inquietud. Allí se entretenía buscando material, conversando con el dueño, comentándole los temas. Entre las obras que más lo marcaron, destacó el libro de otro sacerdote, Lino Carbajal, en su viaje de 1903 a Chos Malal, con ascenso al volcán Domuyo incluido. “Toda esa descripción, yo la leí a los 14, 16 años en Fortín Mercedes (Colegio Salesiano – Provincia de Buenos Aires), pero me marcó hasta hoy.

«Después volví a conseguir el libro, lo escaneé y al verlo en la zona fue tremendo», contó, conectando sus años de internado con la llegada a la región que aún lo cobija.

«Dependiendo del tema, para Neuteca trabaja pasando el material a formato PDF o Word, para que sea más accesible para el usuario. Prioriza que puedan seleccionar, marcar, elegir lo que vayan a imprimir, para que el contenido circule y se pueda aprovechar. “Hay personajes que dejaron huella, abrieron camino, propusieron algo, concretaron y dejaron muchas propuestas”, plantea Isidro y es cierto. Sólo es cuestión de tomarse un tiempo para conocerlos. Están a un par de clicks de distancia.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora