La policía cubre el Congreso para evitar ingreso de legisladores

La medida apunta a no permitir la entrada a los 57 diputados que fueron destituidos ayer por el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

QUITO.- La Policía de Ecuador acordonó la sede del Congreso unicameral para evitar el ingreso de 57 de los 100 diputados que fueron destituidos el miércoles por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) por maniobrar contra una Constituyente impulsada por el gobierno socialista.

Varias centenas de uniformados mantienen rodeado el Legislativo en el centro moderno de Quito luego de que el ministro de Gobierno (Interior), Gustavo Larrea, anunciara anoche que el Ejecutivo hará respetar con la fuerza pública la decisión del TSE.

Un canal de televisión indicó que policías también ha sido apostados en las afueras de las oficinas de los legisladores destituidos para impedir que vuelvan a ser ocupadas.

Mientras, la destituida diputada Gloria Gallardo, quien lidera el bloque de oposición, anunció que el Parlamento sesionará el jueves en otro lugar para analizar la resolución de la máxima corte electoral.

En medio de un conflicto jurídico, los 57 congresistas de oposición al gobierno del presidente Rafael Correa fueron cesados por el TSE por obstruir una consulta popular sobre la Constituyente convocada para el 15 de abril próximo.

Larrea había expresado que "el gobierno hará respetar la Constitución y la ley y cumplirá las disposiciones que el Tribunal Supremo Electoral le ha señalado a la policía", en el sentido de no permitir el ingreso de los legisladores al hemiciclo.

Añadió que "el país vive un momento de tensión", pero sostuvo que "a la opinión pública le consta los esfuerzos permanentes del gobierno para que las disputas políticas sean resueltas a través" del plebiscito.

Fuente: (AFP)

 

Edición impresa: Destituyen a medio Congreso de Ecuador por trabar referéndum


Comentarios


La policía cubre el Congreso para evitar ingreso de legisladores