No quedó nadie sin aprender más sobre alimentos y salud

La feria de la escuela 241 de Catriel fue todo un éxito



CATRIEL (ACA).- Con todo éxito, la escuela 241 de Catriel realizó el viernes la “Feria de los alimentos y la salud”. Padres, establecimientos educativos locales y público en general degustaron comidas típicas, productos lácteos, jugos y presenciaron las explicaciones de los chicos.

Esta singular iniciativa nació de un proyecto institucional denominado “De la huerta a la mesa”, que se lleva a cabo en el fondo de la escuela y se utiliza para consumo de los alumnos.

“Además lo relacionamos con un curso de salud. Así juntamos el material y nació esta feria que hasta el momento ha tenido un éxito en cuanto a la gente que vino, la colaboración de los chicos y de los padres”, detalló la directora, Clara Abraham.

En el stand de primer grado dieron a probar bocaditos de pescado, otros chicos prepararon milanesas, algunos explicaron a la gente sobre el diferencia de carnes rojas y blancas y qué sustancias contienen las carnes.

Los chicos de segundo denominaron a su stand, “Los colores de la salud”, mostraron distintos cultivos y todo su proceso hasta la cosecha. También en otro sector convidaron todo tipo de productos elaborados con frutas y verduras y por supuesto con la correspondiente exposición.

En tercer grado esperaban los productos lácteos, y la exposición detalle por detalle del proceso que realiza la leche desde la vaca hasta los hogares.

En cuarto grado los chicos tomaron como temas la manzana y el trigo, sobre estos dos tipos de cultivo e industrialización.

Cultivos y comidas de diferentes regiones de la Argentina fue el eje en quinto grado. También el funcionamiento de invernaderos; las huertas y sus herramientas, realizadas por los chicos.

En sexto grado se mostraron y convidaron tacos mexicanos con sangría, comidas típicas de América del Norte y Central. En otro sector los alumnas disertaron a los visitantes sobre alimentación sana, dieta balanceada, el exceso de comida y la obesidad.

En séptimo grado hubo comidas típicas de América del Sur. Allí se destacó -para muchos que no lo sabían- que el arroz con leche es originario del Perú.


Comentarios


No quedó nadie sin aprender más sobre alimentos y salud