París, con aroma y firma "criolla"

Cañas, Mónaco y Nalbandian siguen en carrera. Chela quedó eliminado. Hoy, Gaudio vs. Hewitt.

#

"Willy" ya es sensación. Ayer fue una de las estrellas del día. Roger gana y sueña con su primer título en Roland Garros. Con sus altas y bajas, Nalbandian avanza y se pone a la cabeza de la armada argenta.

Con el frío helando la piel y calando los huesos, París volvió a ser el maravilloso escenario de varias alegrías 'criollas'. En la catedral del polvo de ladrillo David Nalbandian, Guillermo Cañas y Juan Mónaco robustecieron el orgullo argentino, de una Legión que también gozó con los debuts de Diego Hartfield y Gisela Dulko.

No fue una jornada como la del martes. Primero, porque Roland Garros se asemejó más a París-Bercy, el tradicional torneo techado que se juega en noviembre. París-Bercy sin techo, porque el frío que nada tuvo que ver con la primavera de este mayo francés.

Pero además, porque la tropa argentina también sufrió bajas. La más dolorosa, la del 'Flaco' Juan Ignacio Chela, a quien se veía con más futuro. También debieron despedirse Juan Pablo Guzmán, Carlos Berlocq y Vasallo Argüello.

Nalbandian con altibajos, Cañas demostrando esa estirpe de gladiador y Mónaco en su "mejor momento" se metieron en la tercera ronda, en una jornada donde avanzaron Roger Federer, Novak Djokovic y los españoles Robredo, Moyà, Ferrer y Ferrero, y que vio caer al gigante Safin a manos de Janko Tipsarevic.

'Pico' Mónaco tiene la alegría de un niño. Este 2007 le sonríe, ganó sus dos ATP (Baires y Austria) y avanza a paso firme en la arcilla más codiciada del planeta. Ayer despachó al austríaco Jürgen Melzer (6-2, 6-3 y 6-2) justo antes de que regresara la lluvia. Mañana irá por el pase a octavos ante el francés Edouard Roger- Vasselin.

Nalbandian quedó con la boca abierta, porque se encontró con un español que, en cancha lluviosa y pesada, le hacía... ¡saque y red! "Fue raro, porque si bien es español no tiene el juego típico de ellos", dijo el cordobés después del 7-5, 6-4 y 6-4 a Navarro Pastor. Su rival mañana será el francés Monfils vencedor de Chela.

El otro que ganó en sets corridos y que empieza a ser visto con preocupación por los demás tenistas (incluso varios cabezas de serie, ni que hablar de Federer) es 'Willy' Cañas, que dos años después de su último Grand Slam demuestra su hambre de gloria. Su víctima fue el italiano Bolelli ( 6-4, 6-3 y 6-3). Ahora en el camino del de Tapiales aparecerá Kristof, que derrotó al local Richard Gasquet.

Modesta y luchada fue la victoria de Hartfield, gustoso de avanzar a la segunda ronda (irá con Ferrer) después de eliminar al último estadounidense del cuadro, Robby Ginepri. El joven tenista pasó de instancia por primera vez en su carrera en un Grand Slam y ya embolsó 31 mil dólares.

Hoy cinco serán las esperanzas argentinas. Además de Hartfield y Dulko (enfrentará a Alla Kudryvtseva) se presentarán Mariano Zabaleta, ante Olivier Patience, y Juan Pablo Brzezicki ante el español García López. Pero todas las miradas estarán puestas en el choque entre Lleyton Hewitt y Gastón Gaudio. ¿El último partido de Gaudio? Mucho indica que no, aunque con él nunca se sabe: "Estoy envejeciendo, y tengo que apurarme para jugar bien. ¿Motivación? No sé, todavía no la vi por acá...". Un 'Gato' auténtico.


Comentarios


París, con aroma y firma «criolla»