“Que responda al pueblo”



Primero lo hizo Estados Unidos. De inmediato lo hizo la Unión Europea (UE), que pidió a Gaddafi que responda a las demandas “legítimas” de su pueblo y cese “inmediatamente” de recurrir a la violencia contra las manifestaciones pacíficas. “Un diálogo abierto y significativo bajo la dirección libia tiene que responder a las aspiraciones y a las demandas legítimas del pueblo para las reformas”, declaró la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, en nombre de la Unión Europea, en un comunicado difundido tras reunirse con los ministros de Relaciones Exteriores europeos. “La UE llama a las autoridades a la moderación y a la calma y a abstenerse inmediatamente de recurrir de nuevo a la violencia contra las manifestaciones pacíficas”, añadió. La libertad de expresión y el derecho de reunión tiene que ser “respetados y protegidos”, precisó, y llamó a las autoridades libias a parar “inmediatamente el bloqueo del acceso a internet y a las redes de telefonía móvil”. En iguales términos se pronunció el gobierno de Obama tras conocerse la brutal represión.


Comentarios


“Que responda al pueblo”