Río Negro vive su séptimo año de despegue ganadero

Tuvo que pasar por una interminable sequía, cenizas volcánicas y hasta un tremendo incendio de campos. La recuperación llegó también de la mano de un salto en calidad genética. Se viene ahora la ronda de exposiciones rurales en toda la provincia.

16 ago 2018 - 00:00

Tras sufrir una devastadora sequía a los largo de 5 años (2005-2010), que puso en jaque a la producción ganadera, escenario en el que sólo pudieron sobrevivir apenas 350 mil cabezas, los últimos siete años mostraron una cara muy diferente para el sector, con números alentadores y más optimismo. La provincia de Río Negro actualmente mantiene un ritmo estable en un franco crecimiento del stock bovino que está rondado las 750.000 cabezas, que se distribuyen en unos 2.200 ganaderos que se dedican a la actividad vacuna. (1,5% del total del país).

El incremento se fue dando por políticas firmes en la retención de vientres, la mejoría en los campos y el nuevo esquema que brinda la barrera sanitaria al sur del Colorado.

De todos modos, a lo largo del año no faltaron algunos cimbronazos por la falta de precipitaciones en los meses ideales, que generaron preocupaciones y temores a productores que aún se encuentran sensibles por épocas pasadas, incluso por los catastróficos incendios de campos que obligaron a cambiar métodos de trabajo para evitar pérdidas significativas.

Un atractivo especial que dará un mayor desarrollo a la actividad es la exportación de carnes rionegrinas a China, que se concretó luego de un período de 15 años . Los productores patagónicos se entusiasman y celebraron la medida.

El gobernador Alberto Weretilneck había expresado que se trata de “un gran paso para la ganadería, que luego de muchos años de esfuerzos compartidos, de los golpes que significaron las sequías y las cenizas volcánicas en los campos rionegrinos, la ganadería ovina y bovina está volviendo a ser una de las actividades que potencian nuestra economía”.

Seguramente las próximas cinco exposiciones de ganadería, agricultura e industria, de Choele Choel, Río Colorado, Conesa, Viedma y Roca, dejarán para los campos de la zona renovada y nuevas genéticas entre los más de mil nuevos reproductores que saldrán al remate.

Desde el gobierno provincial volverán a ofrecer los créditos a través del Plan Ganadero Bovino, que desde hace tiempo fueron una parte fundamental para el repunte en el sector ganadero que permite la retención de los vientres que a su vez facilitan el incremento del número de cabezas.

Algunos datos recogidos señalan que el porcentaje de destete en toda la Argentina y en Río Negro son similares. Alcanza al 65%, pero el desafío es continuar mejorando el porcentaje y para ello se siguen ajustando las tareas sumando mayor calidad en la genética en los rodeos, que van permitiendo achicar los tiempos entre los animales que nacen cada año, hasta llegar a la faena, para alcanzar una mayor eficiencia en la condición de la producción.

También las distintas catástrofes climáticas obligaron al sector a llevar adelante mayores adelantos de infraestructura y maquinarias para hacer el manejo necesario de cada situación.

De la misma forma se fueron cambiando las prácticas en los manejos de los rodeos, manteniendo una carga de animales acorde y no sobrecargarlos para provocar daños en los campos por la falta de buenas pasturas.

Incluso a lo largo de estos años también los organismos gubernamentales realizaron capacitaciones y jornadas de trabajo para aportar conocimientos actualizados a las tareas tradicionales del campo.

General Conesa y el departamento de Pichi Mahuida fueron los que sintieron la fala de precipitaciones, que corrieron riegos, donde decenas de productores debieron movilizar sus haciendas para evitar pérdidas.

A comienzos del corriente año en Conesa el panorama fue desalentador por las razones climáticas. “Eso nos provocó un egreso del stock que alcanzó al 25% de los animales, principalmente en terneros, que fueron derivados a otros campos, incluso fuera de la provincia y otros porcentaje mayor fueron comercializados por el productor por temor a no poder sostenerlo”, señaló Nora Lavallén, actual titular de la rural.

“Como productores hemos aprendido de las enseñanzas que nos dejó la sequía, es por eso que ante la duda de un año seco se determinó comenzar con los movimientos. Si bien no es un panorama ideal climatológicamente hablando, pero con el correr de los meses el clima fue cambiando y se frenó el fuerte éxodo de la hacienda que había”, subrayó la dirigente.

Por su parte, la Sociedad Rural de Choele Choel, con un panorama totalmente diferente al resto, en un hecho sin precedente en la historia de las exposiciones será quien dé el puntapié inicial al circuito.

Según señaló su presidente Gabriel Jelen, el departamento Avellaneda reúne más del 25% de las cabezas de ganado ovino que tiene la provincia de Río Negro. El crecimiento fue producto del funcionamiento de unos 70 establecimientos con engorde a corral que están funcionando.

“Hace unos años con el corrimiento de la barrera sanitaria y la cantidad de feedlot en marcha, pasamos a ser el departamento con mayor cantidad de cabezas, fundamentalmente por el incremento de novillitos, terneras y terneros, lo que significa que esta zona es importadora de terneros. Históricamente Río Negro exportaba esos animales al norte de la barrera, pero ahora vienen todos a nuestra zona”, argumentó el ruralista de Valle Medio.

Río Negro vive su séptimo año de despegue ganadero
Los factores climáticos tuvieron influencia en la calidad de la hacienda.
Antes se iban, ahora se terminan al sur del Colorado

El 80% de la actividad ganadera bovina se desarrolla en los departamentos de Conesa, Pichi Mahuida, Avellaneda y Adolfo Alsina.

La historia señala que décadas pasadas la zona producía terneros, para luego ser comercializada al norte del río Colorado y compraba a la región Pampeana los animales terminados para faenar.

Se llegó a “exportar” hacia el norte del río Colorado 250.000 cabezas por año.

A partir del cese de la vacunación, con el consecuente cierre de ingreso de animales a faena, se incentivó la terminación de los terneros en la zona, principalmente con el desarrollo de engordes a corral.

Hoy se terminan animales de esta forma en unos 200 establecimientos en todo Río Negro, mientras que antes del 2013, la actividad era desarrollada en menos de 40 establecimientos.

En la actualidad se atraviesa un momento coyuntural de difícil solución a corto plazo, en función de que incrementó considerablemente el precio del maíz (principal insumo de la alimentación a corral) y se mantuvo estable el de los animales.

En los valles de Río Negro hay 55.000 hectáreas bajo riego dedicadas a la producción de forraje para la alimentación animal.

De esas, 10.000 se destinan a la producción de maíz y el resto a pasturas.

Dado que en las zonas de secano ya se llegó a un equilibrio entre la producción del pastizal natural y la carga animal, las posibilidades de crecimiento redundan en mejorar la producción bajo riego, ya sea incrementando la eficiencia en las que hoy tienen riego, como aumentando la superficie irrigada. El precio de la hacienda en la región se ubica en promedio en un 15% por encima del valor de Liniers (si bien en este momento atravesamos un período de equiparación de precios) y se está pagando $45 por el kg de animal en pie.

Exposiciones
En Choele Choel, “las tranqueras” de la 39º Exposición Rural se abrirán desde el 24 al 26 de agosto.
Habrá exposiciones y ventas de bovinos, equinos, porcinos, ovinos y aves.
Curso de alambradores, muestra de esquila, charlas informativas, jura de Angus y Hereford, muestra de ejemplares Brangus.
Para disfrutar un almuerzo vaquillona con cuero, asado criollo, cantina y los Cocineros Valletanos con comidas hechas con productos regionales.
El acto oficial de apertura será el sábado a las 17 hs y las ventas se concretarán el domingo desde las 14:30 hs.
En Río Colorado la XLIIª Exposición Ganadera, Avícola y Comercial, será los días 30, 31 de agosto, 1º y 2 de septiembre.
Además como aliciente extra será la VI Muestra nacional Patagónica de la raza Angus, en el departamento de Pichi Mahuida.
Lo que demandan los mercados
En la industria para vacunos, se cuenta con 7 frigoríficos: 1 de exportación (FRIDEVI), 2 de tránsito Federal (Arroyo y Beltrán), 1 de tránsito Provincial (JJ Gómez) y 3 de abastecimiento local (Conesa, San Antonio y El Bolsón).
Entre todos faenan unas 160.000 cabezas al año, con un crecimiento significativo en los últimos 5 años ya que se industrializaban menos de 100.000.
El peso de la res obtenida es en promedio de 230 kg.
El mercado japonés requiere carne de reses de 250-275 kg, por lo que tracciona a la producción de animales más pesados.
El rinde de los animales de las razas Hereford y Aberdeen Angus, es de 55%, por lo que para obtener el peso de las reses de exportación los animales deben pesar 450-500 kg.
Para consumo interno se està faenando animales de 400 kg, por lo que habrá un incentivo a producir más kg por animal.
Unos dos millones de vacunos
El Producto Bruto anual de la ganadería de Río Negro es del orden de $3.000.000, el cual se acrecentó considerablemente gracias al reconocimiento de la zona como libre de fiebre aftosa y el cierre de la barrera sanitaria. Río Negro es la provincia más importante en producción bovina en la Patagonia ya que posee casi el 40% del stock (otro 20% lo aporta el partido de Patagones).
En toda la región existen unos 2.000.000 de vacunos y se faenan unos 300.000.
El 60% del consumo de la región es abastecido con carne deshuesada proveniente del norte del río Colorado.
Se cuenta con una faena de 1 animal cada 10 habitantes y a nivel país es 1 animal cada 4 habitantes.
Por ello la disponibilidad de carne con hueso por cada individuo en la Patagonia es menor y el precio en góndola es mayor. El precio de la carne deshuesada es equilibrado con el ingreso de estos cortes desde el norte.
En cifras
80%
De la actividad bovina se desarrolla en los deptos. de Conesa, Pichi Mahuida, Avellaneda y A. Alsina.
750.000
Cabezas se estima que conforman el actual stock ganadero en la provincia.
2.200
Son los ganaderos de todo Río Negro que aportan para constituir el stock actual. Se terminan en unos 200 establecimientos.
Los fenómenos climáticos obligaron al sector a llevar adelante mayores adelantos de infraestructura y maquinarias para hacer el manejo más eficiente.

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

TAGS.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.