Registran sedes de Opel por el escándalo de motores diesel

#

La policía alemana efectuó registros en sedes del fabricante de automóviles Opel, filial del grupo PSA (Peugeot) relacionados con el caso de los motores diesel trucados.

Los registros tuvieron lugar en las sedes de Opel, filial de PSA, en Russelsheim, cerca de Fráncfort, y Kaiserslautern.

La compañía está acusada de haber “puesto en circulación coches con un programa informático manipulado ilegalmente”, dijo una portavoz, indicando que la investigación es la consecuencia de una denuncia de la Agencia Federal del Automóvil KBA, que supervisa el sector alemán.

La manipulación afectaría a unos 95.000 coches en Europa, añadió la fiscalía, aunque no apunta a la responsabilidad de ningún directivo en concreto.

Opel aseguró a la AFP que sus coches “respetan las normas en vigor” y declaró “cooperar plenamente con las autoridades”.

La compañía, filial desde el año pasado de Peugeot-Citroën, está en el punto de mira de las autoridades desde julio por el caso de los motores diesel trucados.

El ministerio alemán de Transportes anunció entonces una investigación oficial contra Opel sobre tres modelos diesel de tipo Euro 6 tras la identificación por parte de KBA de un programa “inaceptable” en los modelos Cascada, Insignia y Zafira.

En Francia, la casa matriz de OPEL, PSA, así como Renault y el grupo ítalo-estadounidense Fiat Chrysler, están siendo también investigados por el dieselgate.

Datos

En Francia, la casa matriz de OPEL, PSA, así como Renault y el grupo ítalo-estadounidense Fiat Chrysler, están siendo también investigados por el dieselgate.

Comentarios


Registran sedes de Opel por el escándalo de motores diesel