Ruta 22: viajan a Buenos Aires para saber cuánto cedió Vialidad

Representantes de entidades roquenses quieren conocer las reformas y exponer sus ideas para el proyecto de ampliación.

14 mar 2018 - 00:00

Vialidad Nacional cedió y aceptó modificar su proyecto para la ampliación de la Ruta 22 en el tramo que atraviesa Roca. ¿Pero cuánto cedió?

Esa es una de las preguntas con las que un grupo de representantes de distintas instituciones viajará a Buenos Aires en las próximas horas, para reunirse con autoridades del organismo.

El encuentro fue previsto en principio para mañana, aunque hasta ayer no estaba confirmado. Pero más allá de eso, los vecinos y referentes de entidades que se manifestaron en la audiencia pública del 2017 ya tienen elaborado un documento con los puntos claves que deberían tenerse en cuenta a la hora de reformular el plan de obra inicial.

El grupo se está reuniendo desde hace varias semanas en la sede de la Cámara de Agricultura Industria y Comercio. Sin liderazgos internos establecidos, además de los anfitriones confluyen allí dirigentes del Consorcio de Riego, de la Cámara de Productores, del Consejo Profesional de Ingeniería Agronómica, arquitectos, docentes y profesionales de otras áreas técnicas con injerencia en el desarrollo urbano y productivo de la región.

Según trascendió, la intención es presentar el documento elaborado no sólo al titular de Vialidad, Javier Iguacel, sino también al gobierno provincial, ya que será la Secretaría de Ambiente la que finalmente tendrá que definir si otorga el visto bueno ambiental al proyecto de Nación.

“Casi espejitos de colores”

“Río Negro” consultó en las últimas horas a Graciela Glanz, arquitecta que participó en la audiencia pública y que también aportó su mirada y experiencia al grupo interinstitucional.

Consideró positiva la instancia de participación que se dio el año pasado, pero advirtió que “habiendo transcurrido seis meses y medio de la Audiencia Pública el área de Medio Ambiente de la Provincia no se ha expresado sobre el Estudio de Impacto Ambiental, a pesar de más del 50% de los expositores y de los oradores se manifestaron contrarios al mismo”.

“La única modificación ofrecida ahora es en tres cruces, es decir dos kilómetros del frente de la ciudad de General Roca sobre la Ruta 22, cuando este frente supera los 10 kilómetros”, puntualizó antes de preguntar: “¿dónde vamos a poner nuestra atención, en el árbol o en el bosque?”.

Para Glanz, lo conocido hasta el momento a partir de las declaraciones del titular de Vialidad, Javier Iguacel, forma parte de “cambios poco significativos, casi como espejitos de colores para conformar”.

Por eso indicó que “aspiro y muchos otros también, que se evalúe un Plan para el Desarrollo del Sistema de Infraestructura Vial Integrada de la Región del Alto Valle y de la Confluencia y que el ensanchamiento de la Ruta Nacional 22 en la actual implantación sea de menor impacto, y eso sólo será posible bajo el concepto de autovía”.

“Deseo que las consideraciones tenidas en cuenta para modificar el último tramo entre Fernández Oro y Cipolletti sean válidas para todos los tramos”.
Graciela Glanz, arquitecta
Las diferencias entre una autopista y una autovía
La región del Alto Valle debate desde hace años sobre la conveniencia de transformar a la Ruta 22 en una autovía o en una autopista.
Incluso el cambio desde una modalidad a otra generó una denuncia penal, todavía en trámite dentro de la Justicia Federal.
¿En qué se diferencian?
La autovía es una transformación de una ruta convencional, es decir, es una construcción sobre una ruta ya existente, con cruces a nivel.
En tanto, la autopista no atraviesa tramos urbanos y cuenta con “control total de accesos”, que implica que no hay conexión directa con otra ruta o camino, y tener que ingresar a la autopista por puente o distribuidores.
Roca

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.

Últimas noticias de esta sección