Murió el cóndor liberado en un paraje de la Patagonia al comer una oveja envenenada

Yastay fue encontrado a un metro de la oveja a la que habían colocado el cebo tóxico a 32 Km al sur de El Caín, casi en el límite con Chubut. Había sido liberado en octubre del 2022 junto a otro cóndor en Sierra Pailemán, al sur de la provincia de Río Negro. Se seguía sus movimientos con datos satelitales que ahora condujeron a la peor noticia. IMÁGENES SENSIBLES.

El traslado del cuerpo del cóndor a Choele Choel para la necropsia.

Yastay, un cóndor liberado en Sierra Paileman en el año 2022, encontró la muerte a más de 214 km de su lugar de suelta, al sur de la provincia de Río Negro, cuando bajó a comer los restos de una oveja envenenada con Carbofuran, un poderoso agrotóxico prohibido en el país por SENASA a través de la Resolución 263/2018.

Así lo informó hoy el Programa de Conservación del Cóndor Andino (PCCA). «El uso ilegal de cebos tóxicos, utilizados por algunos productores rurales para matar grandes carnívoros, como pumas, zorros o perros, resulta la mayor amenaza de extinción para el Cóndor andino. Una práctica aberrante que pone en peligro la supervivencia de esta especie amenazada, impactando gravemente la biodiversidad, el ambiente y la salud humana», señaló la organización.

Un zorro también murió envenado por el cebo tóxico.

Los datos satelitales mostraron su falta de movimiento, a unos 32 Km al sur de El Caín, casi llegando al límite con Chubut. Los asistentes de campo del PCCA y guardas ambientales de la provincia de Río Negro fueron a revisar el sitio y, lamentablemente, lo hallaron muerto, en una escena típica de envenenamiento, donde se encontraron además ejemplares de otras especies, en torno a una oveja que había sido envenenada y usada como cebo, detalló PCCA.


La necropsia determinó la presencia de este poderoso veneno

A un metro de la oveja a la que había colocado el cebo tóxico. Así encontraron al cóndor envenenado.

Siguiendo los protocolos de la Estrategia Nacional contra el uso de Cebos Tóxicos (ENCT) se tomaron las muestras, se realizó la necropsia en el Hospital Escuela de Medicina Veterinaria de Choele Choel y se realizaron los estudios toxicológicos que permitieron determinar la presencia de este poderoso veneno. Considerado el peligro que representa esta práctica ilegal, tratándose de una especie amenazada en Argentina y considerada Monumento Natural en la Provincia de Río Negro, se solicitó la urgente intervención de autoridades provinciales y nacionales, informó el Programa de Conservación del Cóndor Andino.

Se entregan kits de seguridad a técnicos y pobladores para enfrentar estas emergencias.

Más de 20.000 individuos afectados por el uso ilegal de cebos tóxicos

En el país más de 20.000 individuos, de 61 especies (entre ellas seres humanos), han sido víctimas del uso ilegal de cebos tóxicos.

A pesar de ello, Argentina sigue sin contar con leyes nacionales de trazabilidad y prescripción de estas peligrosas sustancias. Es urgente la sanción de leyes y reformas al código penal para que se sancionen debidamente estos delitos ambientales, consideró PCCA.

Otro carroñero que murió envenenado, un peludo.

En diálogo con Diario Río Negro, Luis Jacome, presidente de la Fundación Bioandina y director del Programa de Conservación del Cóndor Andino lamentó profundamente la noticia de la muerte de Yastay y remarcó que es indispensable castigar con dureza estos delitos y urgente tener una herramienta legal que permita hacer el seguimiento de la trazabilidad de los cebos tóxicos.

El cebo tóxico fue colocado en la oveja..

Aunque señaló que entiende la desesperación de los pequeños productores para cuidar a sus rebaños de cabras y ovejas de pumas, zorros y perros, Luis Jacome señaló que es primordial concientizar y actuar para que dejen de usar cebos tóxicos y dejen de comprar esos productos que adquieren muchas veces a vendedores no habilitados sin tener noción que son peligrosos también para sus propias vidas.


«No es hippismo, no es una moda, es una necesidad: hay que usar productos orgánicos»

Luis Jacome, presidente de la Fundación Bioandina y director del Programa de Conservación del Cóndor Andino consideró que hay mucho para hacer, concientizar y legislar respecto al uso ilegal de agrotóxicos. Y como muestra del descontrol en la Argentina sobre su uso, señaló que en un estudio realizado en los mercados centrales de Buenos Aires y La Plata sobre 42 alimentos básicos se encontraron restos de 82 agrotóxicos, muchos de ellos prohibidos.


“Debemos utilizar mucho más productos orgánicos, por algo los mercados internacionales viran hacia lo agroecológico. No es hippismo, no es una moda, es una necesidad, es lo que comemos nosotros, es lo que ponemos en el plato de nuestros hijos”, afirmó. “Por suerte, ya hay muchas cooperativas en ese camino”, agregó.


Yastay había nacido en cautiverio en Córdoba

En el 2020 se anunciaba la llegada de Yastay, el primer cóndor en cautiverio nacido en Córdoba en el centro de rescate y rehabilitación Tatú Carreta. Luego inició un largo proceso hacia la liberación; fue trasladado a Temaiken en la la provincia de Buenos Aires para unirse a una bandada de cóndores juveniles para luego ser liberado en la Región Sur de Río Negro en octubre del 2022.

Yastay, el cóndor andino liberado en la Patagonia en el 2022 fue encontrado muerto.

Yastay era hijo de una pareja de cóndores que llegó al Tatú Carreta hace un tiempo y que por lesiones sufridas en sus alas, debido a impactos de balas, no podrán volar nunca más. Este cóndor nació luego de 58 días de incubación natural y después de un período de entrenamiento podrá ser libre como lo fueron sus padres.

El proceso de adaptación fue largo ya que requirió unos meses hasta que Yastay se acostumbró a la bandada de cóndores juveniles a la que fue incorporado, para luego aprender a volar y a proveerse de alimentos.

Finalizada su estadía en Buenos Aires, la bandada fue traslada a Sierra Pailemán, en Río Negro. La liberación de estos cóndores se enmarcó en el proyecto “El regreso del cóndor al mar” porque es una zona donde había cóndores, luego dejó de haber y ahora se está repoblando.

El cóndor es una figura emblemática para gran parte de América y por ello hay una preocupación en aunar esfuerzos para trabajar por su conservación.

Yastay era un Dios comechingón tutelar de las aves y protector de los animales del cerro, por ello se decidió bautizar con ese nombre al primer cóndor cordobés nacido en cautiverio.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios