Por la inseguridad y ola de robos, comerciantes de Roca entraron a reclamar a la Comisaría 21

El aumento de robos a mano armada alarma a los comerciantes de la zona norte. Acusan a la Cámara de Agricultura, Industria y Comercio (CAIC) de representar "solo a los del centro".

Tal como lo habían anunciado ayer, esta mañana comerciantes de la zona norte marcharon por las calles de Roca hacia la Comisaría 21 para exigir una solución efectiva y definitiva ante la ola de delitos. Los asaltos de la última semana fueron el detonante, no obstante los manifestantes ratificaron que «es una problemática que viene desde hace años» y no tiene solución.

El reclamo se agudizó hace un poco más de un año. La falta de respuestas por parte de la ministra de Seguridad de Río Negro, Betiana Minor, sumado a una seguidilla de asaltos a negocios de los barrios de la zona norte, motivaron la salida de los comerciantes este miércoles para pedir seguridad.

«Salimos a las calles porque los robos nunca pararon y la Provincia no cumple con sus promesas. Hace más de un año nos prometieron la apertura de una comisaría nueva. Hoy estamos frente a la 21° donde no tienen móviles policiales», fustigó Damián Sánchez, uno de los referentes.

El entrevistado dijo que en alguna oportunidad les ayudaron a los policías a comprar cubiertas para el único móvil que funciona.

La última víctima de delito fue un verdulero del sector, quien sufrió un robo a mano armada. «Es el detonante pero los problemas vienen desde hace años», indicó Sánchez y agregó que solo 13 policías para un área de 8.000 habitantes no pueden asistir la demanda.

Por otra parte, el comerciante apuntó contra la Cámara de Agricultura, Industria y Comercio (CAIC) por la falta de acciones ante el pedido y aseguró que «sólo representan al sector céntrico».

«A la zona norte no vienen. Somos más de 3.000 comercios en Roca y no puede ser que solamente 200 estén asociados»

Damián Sánchez, comerciante

Por último, Sánchez aseguró que hay un «abandono» a la ciudad por parte de funcionarios provinciales, ligado solo a supuestas «tensiones políticas». «En Roca está la escuela cadete. Si funcionara tendríamos 200 policías más todos los años», aseguró.

Por otra parte dijo que en las reuniones que comparten funcionarios municipales y provinciales notan cruces y peleas pero nada de soluciones. «La gente del municipio ha venido las veces que lo convocamos. La Provincia, no», cerró.

Ola de robos: el terror de abrir sus comercios


Yohana, una joven comerciante que hace dos años vivió un asalto en un «Rapi Pago» con su beba de dos semanas, indicó que hace diez años abrió su negocio y en una década padeció al menos «siete robos a mano armada».

«La policía siempre tuvo problemas para resolver porque siempre les falta algo. Nisiquiera tienen una impresora como la gente para tomar la denuncia. Los políticos prometen pero no cumplen»

Yohana, dueña de un comercio

Otra mujer, propietaria de una panadería, indicó a este medio que el miedo se termina apoderando de ellos y eso a veces los pone en duda de abrir o no sus locales. «Siempre estoy acompañada de mi marido, sola no puedo estar», aseguró.

La panadería funciona hace doce años en calle Las Heras y al igual que Yohana, fueron víctimas de asalto.

«A mi nuera la agarraron de los pelos y le sacaron la computadora. No quiso venir a atender más», lamentó.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios