Viedma: un penitenciario mató a un joven por la espalda y fue detenido

La víctima recibió un disparo cuando huía. Aseguran que primero hubo un robo y existía un viejo conflicto en el barrio IPPV. Se produjeron incidentes cuando la policía y la justicia investigaban el hecho. Hubo otros dos demorados.

Un joven de 17 años murió en la madrugada de ayer en un barrio de Viedma por un disparo de arma de fuego que realizó un agente penitenciario provincial. La bala ingresó por la espalda cuando la víctima, Rolando Vera, huía del lugar.

Anoche, la fiscalía -representada por Pedro Puntel y Estela Pasarelli- imputó esa muerte a Mario Huichaqueo, de 36 años, narrando dos secuencias donde el uniformado realizó disparos.

Inicialmente Huichaqueo se acercó a una plaza del barrio IPPV donde se reunían ocho o nueve jóvenes -entre ellos, el fallecido- y, posteriormente, se retiró a la vivienda de su madre, tras lo cual se enfrentó con la víctima, lo que derivó en otra reacción, registrándose unos siete tiros. Uno de ellos alcanzó al menor y provocó su fallecimiento cuando era trasladado en ambulancia.

La defensa, representada por el abogado Damián Torres, adelantó otra “teoría del hecho” al plantear pruebas que se requerirá próximamente.

La víctima de 17 años tiene un disparo de arma de fuego en la espalda. Un hombre, que en este momento se encuentra detenido, se presentó en la subcomisaría 63 a las 4.30, entregó el arma de fuego y se habría adjudicado el hecho”

Señaló el Ministerio Público Fiscal.

Contó que previo a los disparos sonó la alarma en la casa de la madre del agresor -quien está viviendo allí temporalmente- para explicar un intento de robo. También describió un antiguo conflicto entre su defendido y los jóvenes del barrio, mencionando registros de ataques al vehículo del penitenciario.

El juez Ignacio Gandolfi abrió la investigación por cuatro meses por el delito de abuso de armas y homicidio agravado por uso de arma de fuego, con prisión preventiva.

En la madrugada, luego del hecho, se produjeron incidentes entre efectivos policiales y vecinos del lugar, sobre todo jóvenes, que reclamaban por la muerte del menor. La policía realizó un fuerte despliegue que incluyó efectivos del COER y de la Brigada Motorizada.

La tensión se trasladó también a la morgue del hospital Artémides Zatti, donde fue trasladado el cuerpo de la víctima para la realización de la autopsia dispuesta por la investigación judicial. Desde el Ministerio Público Fiscal se indicó que “la fiscalía de delitos contra las personas investiga un homicidio del que fue víctima un joven menor de edad. El hecho se produjo entre las 4 y las 4.30 de la madrugada en inmediaciones del barrio IPPV”.


En la madrugada, luego del hecho, se produjeron incidentes entre efectivos policiales y vecinos del lugar, sobre todo jóvenes, que reclamaban por la muerte del menor.


“La víctima de 17 años tiene un disparo de arma de fuego en la espalda. Un hombre, que en este momento se encuentra detenido, se presentó en la subcomisaría 63 a las 4.30, entregó el arma de fuego y se habría adjudicado el hecho”. “Instantes antes del homicidio, se había denunciado un robo; en la búsqueda de los posibles autores se produjo en el barrio un enfrentamiento entre agentes policiales y un grupo de personas que concluyó también con una persona detenida”.

También se informó de dos detenidos, ambos en la zona y relacionados al suceso de la muerte, a quienes se realizaron ayer mismo audiencias de formulación de cargos. Uno de ellos fue por un robo anterior en el barrio, en el que habría participado el menor muerto. La otra detenida es una joven, por resistencia a la autoridad cuando se originaron reacciones contra la policía después de la muerte.

Ambos fueron liberados después de las audiencias.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Viedma: un penitenciario mató a un joven por la espalda y fue detenido