Al Plan Castello todavía le quedan $ 7.700 millones para obras

La mitad de esa cifra se mantiene en dólares, la moneda en la que se emitieron los bonos. En el 2023 habrá que empezar a devolver el capital.



El gasoducto de la Región Sur es una de las obras financiadas por el Plan Castello. Archivo

El gasoducto de la Región Sur es una de las obras financiadas por el Plan Castello. Archivo

Los fondos obtenidos de la colocación de bonos de deuda pública para la ejecución de las obras del llamado Plan Castello sumaban al terminar 2019 unos 7.700 millones de pesos, la mitad de los cuales permanecen en dólares, la moneda en la que se emitieron los papeles y en la que hay pagar. Por ahora son intereses semestrales, pero en 2023 habrá que empezar a devolver el capital.

El ministerio de Economía de la provincia difundió un documento elaborado por el Banco Patagonia, agente fiduciario de la operación, referido a los movimientos de dinero, tanto para inversiones (fondos comunes, plazos fijos, bonos del Estado nacional) como para pagos a las empresas que construyen las dos docenas de obras: desde estaciones transformadoras de energía hasta un polo industrial y tecnológico en Bariloche.

En el plan aparecen:

•Estaciones transformadoras en Cipolletti, Conesa y El Solito.
•Una línea de alta tensión Pomona-El Solito-Conesa.
•Un gasoducto para la Línea Sur.
•El Polo Productivo Tecnológico Industrial Bariloche.
•Riego en Campo Grande.
•Mejoramiento de la capacidad de conducción del brazo sur del río Negro en el Valle Medio.
•El nuevo edificio del Ipross en Viedma.
•Un nodo de transporte en Los Menucos.
•Los planes directores de desagües cloacales de Las Grutas, Pilcaniyeu, Cinco Saltos, Luis Beltrán, Río Colorado,
Viedma, Mainqué, Villa Regina y Playas Doradas.
•Defensas aluvionales para Cipolletti.
•Mejoramiento del sistema de agua potable en Roca.
•La repavimentación de la ruta provincial 2.
•La pavimentación de Mallín Ahogado, en El Bolsón.
•La repavimentación de caminos productivos Colonia Juliá y Echarren-Río Colorado, y en Chichinales.

Durante el año pasado, se realizaron pagos por casi 3.600 millones de pesos por estas obras. Además se pagaron casi 17 millones de pesos en comisiones (el Banco Patagonia y el BBVA).

A los 10 municipios que aceptaron los créditos en dólares que en plan preveía, se les descontaron en el año de la coparticipación unos 30 millones de pesos.

Con los dólares se realizaron en el año muchas y diversas inversiones, como Letras del Tesoro Nacional en dólares, o bonos de deuda del propio Estado rionegrino (en pesos y en dólares).

También se constituyeron plazos fijos en pesos, se apeló a fondos comunes de inversión y se realizaron operaciones de venta de dólares.


Una manera de utilizar los fondos sin violar la ley


De las dos operaciones de compra de bonos rionegrinos que se hicieron con el Plan Castello, uno se mantiene en vigencia. No es en dólares, sino en pesos: casi 3.000 millones.

Fue una manera de utilizar los fondos del Plan Castello en gastos corrientes sin violar la ley: la administración pública se financia y el programa de obras recibe un interés por la inversión, sólo que hasta ahora esa operación no se había dado a conocer.

Son exactamente 2.939.990.000 pesos que vencen en abril de este año.
Según difunde el ministerio de Economía, en abril la provincia enfrentará vencimientos de deuda por 4.305 millones de pesos, pero, como se ve, la mayoría es con el propio Estado.

El fondo fiduciario del Plan Castello también invirtió el año pasado 1.670 millones de pesos en Letras rionegrinas, pero en dólares, con un rendimiento de 774 millones de pesos.

Río Negro ocupa el cuarto lugar en el Índice de Transparencia Presupuestaria Provincial.


Comentarios


Al Plan Castello todavía le quedan $ 7.700 millones para obras