Argentina registró 8.000 menores de 19 con sida

Nuestro país tiene 130.000 infectados y la mitad no sabe que está enferma.

El Día Internacional de la Lucha contra el Sida se celebra el

1 de diciembre.

Argentina registró hasta diciembre de 2010 unos 7.941 casos de infección por VIH en menores de 19 años, de los cuales más de la mitad corresponde a menores de 14 que se contagiaron en un 90% por transmisión perinatal.

El estudio realizado por Unicef sobre la situación del VIH-sida en niños y adolescentes desde el comienzo de la epidemia en el país mostró que en el grupo de 15 a 24 años predomina la transmisión de VIH por relaciones sexuales sin preservativos.

El relevamiento, que será presentado hoy con vistas al Día Internacional de la Lucha contra el Sida que se conmemora el 1 de diciembre, sostuvo que la mitad de los diagnósticos en menores de 14 años se registró en los ‘90.

El 44% de los diagnósticos en adolescentes, en tanto, corresponde a los últimos 10 años. La diferencia, sostuvo la representación en el país del organismo internacional, se debe a la disminución progresiva de las infecciones por transmisión vertical desde la implementación de una normativa específica para perinatología.

La normativa, permitió universalizar la oferta del test de VIH para embarazadas y comenzar la profilaxis con antirretrovirales en las mujeres infectadas. Entre las dificultades para disminuir la transmisión vertical del VIH, Unicef mencionó el control inadecuado del embarazo con diagnósticos tardíos durante el parto o puerperio y la seroconversión durante la gestación.

Las infecciones agudas con parejas masculinas no diagnosticadas durante la lactancia constituye otro de los inconvenientes para la disminución de la transmisión vertical del VIH.

El estudio reveló que la falta de un registro sistematizado de niños expuestos a la enfermedad y el porcentaje alto que no completa el proceso de diagnóstico “limitan la definición de la tasa de transmisión vertical en el país”.

En ese sentido, destacó que “es necesario” trabajar en la normatización de los circuitos de diagnóstico pediátrico, para garantizar el inicio del tratamiento “en forma oportuna”.

Asimismo, expresó que los adolescentes que se infectan por transmisión sexual no están representados en los servicios pediátricos. Los adolescentes, manifestó la investigación, suelen ser asistidos en los servicios de infectología de adultos “que no cuentan, en general, con espacios diferenciados para esta población”.

El relevamiento destacó la necesidad de sensibilizar y capacitar a equipos interdisciplinarios en las especificidades del abordaje de adolescentes con VIH. Por otra parte, expresó que la transmisión del VIH vinculada al uso de drogas inyectables “disminuyó significativamente”. Las relaciones sexuales desprotegidas, en tanto, constituyen la vía de transmisión predominante, incluyendo el sexo entre varones. (DyN)


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora