Video: Así funciona el nuevo semáforo en la Ruta 22, menos velocidad y más infracciones

De 110 km/h bajaron a no más de 60. Pero esto trajo demoras, filas de autos y algunas nuevas infracciones que no solían registrarse en esta zona. Empezaron con la instalación del semáforo en la calle Julio Dante Salto.



En el segundo día con el nuevo semáforo que se instaló sobre la Ruta 22, en el cruce con la calle Estado de Israel, se pudo apreciar con mayor precisión el comportamiento del tránsito.

Lo primero que se puede corroborar es que las velocidades, que según sostuvieron desde el municipio, alcanzaba hasta los 110 kilómetros por hora, se redujo significativamente y no llega a superar los 50 o 60 kilómetros por hora.

Este sería el principal objetivo que trazó el municipio, y por el momento se estaría cumpliendo de forma satisfactoria.

Los automovilistas, en su mayoría aseguraron estar de acuerdo con el nuevo dispositivo. "Genera más seguridad pero atrasa un poco, crea congestión", fue la frase que más reiteraron los conductores que pasaron por allí durante la mañana de este martes.

Se evidenció también un cruce peatonal, y de ciclistas, con mayor seguridad. Era usual ver personas corriendo para atravesar la vía nacional, igual que a ciclistas exigidos realizando maniobras peligrosas para pasar de un lado a otro.

La contracara fue la formación de largas filas que alcanzaron a unir el puente que comunica a Cipolletti con Neuquén, hasta el nuevo aparato. Y del otro lado del mismo casi llegó hasta el derivador de la calle Toschi.

"Llegamos más tarde pero llegamos bien", dijo un conductor que se mostró conforme con la novedad.

Las nuevas infracciones

La falta más reiterada quedó registrada cuando muchos autos buscaban pegarse al vehículo de adelante y, al cortar el semáforo, quedan a medio cruzar la calle Estado de Israel. Esto implicó que quienes debían circular por esa arteria tenían que esquivarlos o esperar a que avance la fila para poder mover sus rodados y llegar al otro lado de la ruta antes de que transcurran los 15 o 20 segundos que tarda en cambiar a rojo.

Por otra parte, muchos automovilistas llevan el celular en la mano, y van realizando llamadas mientras manejan sobre la Ruta. Esto representa un gran peligro ya que obliga a quitar los ojos de la cinta asfáltica.

Durante el lunes se registró una mayor cantidad de cruces en rojo, pero durante el martes la brecha se acortó y cada vez son menos los que no advierten el semáforo y continúan su marcha, pese a los bocinazos.

Desde el municipio ya empezaron a colocar el nuevo aparato en el cruce de Julio Dante Salto con la vía nacional, uno de los más peligrosos y que más víctimas fatales se cobró. Además, revelaron que ya realizaron pruebas con radares para implementar también este tipo de controles.


Comentarios


Video: Así funciona el nuevo semáforo en la Ruta 22, menos velocidad y más infracciones