ATE mudó los piquetes de los puentes al centro de Neuquén

La avenida Argentina estuvo desierta de vehículos. El caos y las discusiones entre y manifestantes conductores se trasladarona la periferia. El cerco de los estatales duró toda la mañana.



Reinó la desolación a lo largo de las cuatro cuadras más céntricas sobre la avenida Argentina, en la jornada matutina de ayer. No fue por el fuerte viento del oeste que la cruzó sino por la movilización que desplegó el gremio ATE, en un capítulo más del largo conflicto que mantiene con el Gobierno por la redacción del convenio colectivo de trabajo del sector Salud.

Con las banderas luchando por seguir atadas a los tachos de basura del municipio, el gremio estatal cortó los principales cruces de calles del centro neuquino, generando los lógicos inconvenientes no sólo a los automovilistas, sino también a los peatones.

Si bien el escenario sobre la calle troncal del centro era extraño y poco habitual, las veredas de la zona bancaria casi que no daban abasto.

A los que transitaban horizontalmente la avenida Argentina se sumaban los que entraban y salían de los bancos, que se concentran en ese sector, más los vendedores ambulantes.

Teniendo en cuenta el panorama que cotidianamente se observa en el microcentro, con ritmo vertiginoso, la de ayer parecía una imagen de otro lugar.

Muy lejos del embotellamiento diario de los autos colmando las calles de semáforo a semáforo, en el asfalto vacío los papeles y algunas ramas levantadas por el viento asumían el protagonismo.

Pero bastaba con caminar dos cuadras a la redonda para encontrarse con el caos vehicular habitual, que hace tiempo ya caracteriza el microcentro capitalino.

El secretario general gremial estatal, Carlos Quintriqueo, fue punzante. Sostuvo que “el que no quiere dialogar es el Gobierno, a pesar del llamamiento del obispado, a pesar de que una cantidad de diputados le han pedido diálogo, no responde”.

Anticipó que “nosotros en el día de mañana vamos a ir con el compañero Marillán (Jorge)a Casa de Gobierno a ver si alguien nos recibe, y si no es así, volveremos el domingo, y si no es así volveremos el lunes. Todos y cada uno de los días que sea necesario para entablar el diálogo”.

En dialogo con “Río Negro” otro de los representantes de ATE, Eduardo Castro dijo que en el marco del paro indeterminado “el jueves, concluida la medida de fuerza en los puentes carreteros, se hizo una asamblea donde se ratificó la continuidad de paro por tiempo indeterminado para la mañana de hoy”, -por ayer.

El vocero, que se encontraba en el cruce de avenida Argentina e Independencia, expresó que “sin dudas esto tiene que ver con una falta de respuesta de Gobierno en su conjunto, ya no solo de los ministros (Mariano) Gaido y (Ricardo) Corradi Diez. Es el Poder Ejecutivo el que abandona la salud pública y mira para el otro lado”.

Repartidos estratégicamente en puntos claves de la ciudad, el personal policial se vistió de árbitro e intentó no sólo dirigir el tránsito de forma ordenada, sino también de terciar entre conductores y manifestantes que se cuestionaban mutuamente.

Se vivieron momentos de tensión, ya clásicos en este tipo de manifestacioens, entre los conductores y transeúntes que intentaban cumplir con sus horarios y los dirigentes y militantes estatales.

“Vamos a ir a Casa de Gobierno todos los días, sábado, domingo, lunes, los que sean necesarios hasta que decidan recibirnos”.

Carlos Quintriqueo, secretario general de ATE

y de la CTA de Neuquén.

“No habrá diálogo

con edificios tomados”

El ministro de Gobierno, Mariano Gaido, aclaró que como ya lo habían dicho antes, “con medida de amenaza o de dialogo por imposición nosotros no aceptamos dialogar”.

Agregó que “nosotros no podemos avanzar con un dialogo con amenazas, con ocupación de edificios públicos, con violencia sobre las personas y corte de rutas. Sin existir fundamentos, porque la reunión estaba pautada”.

Manifestó que ahora que la reunión está pautada para el miércoles, “esperamos que sea en el marco de buena fe y de respeto. Nosotros respetamos los derechos constitucionales y los derechos que los trabajadores tienen derecho a realizar medidas de fuerza. Pero nosotros no estamos de acuerdo con los hechos de violencia, de amenaza y de extorsión, porque si estaríamos de acuerdo a esa metodología nosotros seríamos cómplices y vamos a dar lugar a eso “.

Datos

“Vamos a ir a Casa de Gobierno todos los días, sábado, domingo, lunes, los que sean necesarios hasta que decidan recibirnos”.

Comentarios


ATE mudó los piquetes de los puentes al centro de Neuquén