"Avenue Q", el sorpresivo ganador de los Tony



NUEVA YORK (AP).- El irreverente espectáculo "Avenue Q'', que utiliza marionetas, tonadas atractivas y jingles para relatar la historia de la vida y amores de jóvenes neoyorquinos, ganó el premio Tony al mejor musical, superando de manera sorpresiva al que era favorito de los críticos, "Wicked'', hecho con un costoso vestuario y abundantes efectos especiales.

"Esta noche, Broadway retornó por sus fueros'', dijo el domingo Jeffrey Seller, uno de los productores de "Avenue Q'', luego del inesperado triunfo. Además de conseguir el galardón al mejor musical, "Avenue Q'' también ganó por su pegadiza melodía (Robert Lopez y Jeff Marx) y por su desenfadado guión (Jeff Whitty).

"I Am My Own Wife'', una historia sobre las vicisitudes de un travesti en Alemania, ganó el premio a la mejor obra teatral. Su único intérprete, Jefferson Mays, fue nombrado mejor actor no sólo por su interpretación del travesti Charlotte von Mahlsdorf, sino por hacer los roles de otros 40 personajes del drama. El dramaturgo Doug Wright, autor de la obra, bromeó al recibir el Tony señalando, "nuestro elenco completo ganó los Tonys''. Mays se impuso a veteranos del calibre de Kevin Kline, Christopher Plummer y Frank Langella.

Asimismo, Phylicia Rashad fue la primera intérprete negra en ganar el premio a la principal actriz dramática por su encarnación de Lena Younger, una matriarca de gran fortaleza en una reposición de "A Raisin in the Sun''.

"Assassins'', un sarcástico musical de Stephen Sondheim que llevó a las tablas los asesinatos de presidentes, ganó cinco premios, uno como reposición musical y otros a Michael Cerveris, por el papel de John Wilkes Booth, el asesino de Lincoln.


Comentarios


"Avenue Q", el sorpresivo ganador de los Tony