Beneficiarios sociales reclaman sus casasVecinos de La Angostura exigen una solución



#

Quienes recibieron tierras para viviendas aún no saben cuando serán construidas.

VILLA LA ANGOSTURA (AVLA).- A pesar de no haber recibido ni la tierra ni el crédito, 17 de los 122 beneficiarios de lotes sociales deben pagar, como cualquier propietario, los impuestos que generan las parcelas.

"Figuramos en el Municipio como deudores de impuestos desde el día en que supuestamente nos entregaron las tierras. Es una inmoralidad que seamos deudores de un terreno donde ni siquiera podemos meternos", aseguró René Giraudo, representante de la asociación "Vecinos Autoconvocados por una Vivienda Digna", que viene reclamando la concreción de las tan anunciadas "122 soluciones habitacionales".

Hasta la fecha, ninguna de las 122 familias que hace más de dos años resultaron preadjudicatarias de lotes sociales obtuvo lo prometido. Desde el estado, la excusa es siempre la misma: la burocracia.

Del total de beneficiarios, 17 obtuvieron créditos del ADUS (créditos individuales por $50.000 para construir su propia vivienda), otros 30 corresponden al Plan Federal I de viviendas (no se entrega créditos sino casas construidas) y otros 25 a un plan de "Empleados Públicos", entre los cuales muchos desconocen la parcela que les corresponde y el estado de los trámites de la adjudicación de créditos.

En tanto, los 50 restantes no tienen todavía asignado ni tierra ni plan de vivienda.

No obstante, en este contexto de incertidumbre, días antes de las elecciones el director de Tierras Municipal, Alejandro Calderón, difundió una lista de 149 adjudicatarios de "próximas" soluciones habitacionales, entre ellos, los 50 que habían quedado "afuera". Aún se desconoce quiénes integraron la comisión que seleccionó los 99 adjudicatarios nuevos.

En el caso de los 17 créditos individuales, no pueden obtener la escritura de los

lotes porque faltan algunos "papeles". El miércoles pasado los concejales anunciaron que en breve estarán aprobando una ordenanza que solucionaría los inconvenientes administrativos que obstaculizan la escrituración. Es que el ADUS no otorga el crédito sin la escritura de la contraparte.

En cuanto a las 30 familias que están en el Plan Federal I, la empresa adjudicataria de construir las viviendas comenzó a limpiar los terrenos, pero habría suspendido las tareas por no haber recibido una cuota "adelanto" del dinero que debe enviar Nación. "Dos veces se declaró desierta la licitación, y la empresa que finalmente quedó adjudicada no sigue la obra porque no cobra. Es muy poco serio", señaló Giraudo.


Comentarios


Beneficiarios sociales reclaman sus casasVecinos de La Angostura exigen una solución