Boca quedó afuera por penales ante el Atlético Mineiro y se despidió de la Libertadores

Boca empató 0-0 en los 90' ante el Atlético Mineiro en el estadio Mineirao de Belo Horizonte, el mismo resultado que se dio en La Bombonera, y es por eso que el acceso a cuartos de final de la Libertadores se tuvo que definir en los penales.

Allí, desde los 12 pasos, el equipo brasileño fue más efectivo y venció al Xeneize 3-1 para acceder así a la próxima ronda. Para el Mineiro convirtieron Nacho Fernández, Junior Alonso y el arquero Everson, mientras que Hulk marró su penal , al igual que Hyoran.

Para Boca sólo convirtió Marcos Rojo, ya que Everson detuvo los remates de Villa y Rolón, mientras que Izquierdoz marró su disparo.

Cuando se jugaban 20' del ST, la suerte de Boca en el tiempo reglamentario quedó signada por una jugada polémica que marcó a fuego la serie entre dos candidatos que se encontraron demasiado pronto frente a frente.

Como sucedió en la ida en La Bombonera cuando a instancias del VAR le anularon un gol lícito al Pulpo González, en el Mineirao a los 65' y luego un un tiro libre frontal de Sebastián Villa, otra vez Boca fue privado de la ventaja por acción del vieoarbitraje, corroborado esta vez por el árbitro uruguayo Esteban Ostojich.

Luego del centro del colombiano, el arquero Éverson se le escapó el balón y el rebote fue aprovechado por Weigandt, quien remató al gol. Sin embargo, desde la cabina llamaron al juez, quien se acercó a ver el monitor al costado del campo. Ostojich sancionó que el Pulpo González partió el offside al momento del remate de Villa y que molestó al arquero antes de que éste diera rebote. Un nuevo papelón del polémico VAR, que privó de la clasificación a Boca.

En el inicio, a Boca le costó hacer pie en el difícil campo del Mineirao y tuvo problemas de contención en el mediocampo. A los 3' estuvo a punto de comenzar el juego en desventaja, pero Agustín Rossi apareció para cerrarle las vías de gol a Tché Tché.

De a poco Boca equilibró las acciones y neutralizó las virtudes del Mineiro. Tuvo aproximaciones hacia el arco rival y en una de ellas, Briasco no pudo conectar un buen centro desde la derecha.

Sin embargo la más clara de Boca en la primera etapa fue un remate de derecha de Sebastián Villa que arquero Everson sacó al córner con esfuerzo. De ese tiro de esquina, Izquierdoz no le pudo dar bien de cabeza.

Para el ST el local, luego del tanto anulado a Weingandt y quizá animado por haber superado una situación que lo ponía al borde de la eliminación, se mostró más ambicioso que Boca en la búsqueda del gol que lo pusiera en la siguiente ronda.

Pero fue entonces cuando Rossi volvió a aparecer para defender su arco ante un remate muy peligroso del ingresado Dylan Borrero, y entonces este partido, rústico por donde se lo mire, desde el juego hasta el arbitraje, con VAR incluido, transitó directamente hacia la definición por tiros penales.
Y en esa instancia la mala puntería de los futbolistas boquenses, que fallaron en tres de los cuatro penales ejecutados, terminaron dándole injustamente el boleto de salida al Xeneize


 


Comentarios


Boca quedó afuera por penales ante el Atlético Mineiro y se despidió de la Libertadores