Crimen del médico: piden excarcelación

El defensor dice que Arriagada “no estaba ni cerca” del lugar. Hay un segundo imputado.

Eugenia Gartner

EL BOLSÓN (AEB).- El juez Ricardo Calcagno tomaría hoy la ampliación de indagatoria a Ricardo Arriagada (22), el principal sospechoso del crimen del médico policial Guillermo Neumann, ocurrido el viernes 26 de marzo en pleno centro de El Bolsón. Ayer se confirmó que hay un segundo implicado en la causa. Es un menor de edad de 17 años, quien vive en la misma cuadra del barrio IPPV donde alquilaba Arriagada desde hacía dos años. El adolescente sigue demorado en Bariloche mientras se investiga qué hacía en cercanías del escenario de los hechos a la hora en que sucedieron. El abogado Víctor Hugo Massimino, defensor del principal imputado, adelantó que pedirá la excarcelación porque a la hora del crimen Arriagada “no estaba ni cerca de ese lugar”. El joven, sin embargo, sigue en la Alcaidía de Bariloche, donde el lunes le tomaron muestras para otras pruebas que se sumarán al expediente, como un exudado para hacer un comparativo de ADN. En una primera audiencia Arriagada se había negado a declarar pero hoy podría decidirse a dar su versión de los hechos. Mientras tanto, los investigadores buscan saber el móvil del asesinato, ya que siguen en danza varias hipótesis. La versión en la que se afirma la defensa da cuenta de que ese día Arriagada trabajó hasta las 18:30 en una obra donde se desempeñaba como albañil. “No estaba desocupado como se dijo en un primer momento”, aseguró una fuente. De allí se habría trasladado hasta su domicilio, “se dio un baño y cerca de las 21:30 se encontró con su novia que volvía del colegio nocturno”. En medio de las versiones, aún no se tomó testimonio a la viuda de Neumann, quien podría ser la testigo clave si es que realmente pudo ver el rostro del asesino de su esposo. La mujer sigue con tratamiento de contención psiquiátrica y no hay fecha cierta para su comparecencia ante el juez. Otro vocero cercano a la investigación ratificó que hay “dudas acerca de la altura” del presunto autor del homicidio, ya que “restan aclarar pormenores en las versiones de los testigos”. Aquella noche, el médico llegaba de Bariloche en su auto y acompañado de su familia. Como lo hacía a diario, estacionó en el patio interno del edificio donde alquilaba un departamento, sobre avenida San Martín al 2.075. Mientras su mujer intentaba abrir la puerta del inmueble y en presencia de sus dos hijitas de 3 y 5 años que estaban en el asiento trasero, alguien apareció por el lado del acompañante y con un pistolón disparó un tiro que ingresó en el cuello de Neumann y le produjo la muerte.

La policía de El Bolsón sigue tratando de descifrar el móvil del asesinato de Guillermo Neumann.


Comentarios


Crimen del médico: piden excarcelación