El aumento del consumo de luz crea preocupación

En Río Negro creció un 12,2% en agosto. Con esa tendencia se complica el abastecimiento a la fruticultura.

CIPOLLETTI (AC).- La consumo de electricidad siguió creciendo durante el mes pasado en Río Negro en niveles superiores a la media nacional. Este dato sería más optimista si no fuera porque, con la red de transporte del Alto Valle al filo de su capacidad, vuelve a instalarse la incertidumbre sobre cómo abastecer una industria frutícola cada vez más demandante.

La empresa Edersa -que además de distribuir la luz en casi todo Río Negro, es proveedora de las únicas dos cooperativas de la provincia- incrementó sus ventas durante septiembre en un 12,2%.

Entre enero y mayo de este año el crecimiento de la electricidad consumida por los usuarios residenciales, comerciales e industriales de la provincia había sido un 7% mayor que en el mismo período del 2004.

Sin nuevas instalaciones en transporte, Edersa tuvo que ajustar muy bien su red para poder cumplir con los requerimientos del sector frutícola, que año a año, desde la devaluación, viene incrementando su demanda. Hay proyectos de ampliación en marcha, pero habrá que esperar hasta el verano de 2007 para verlos terminados.

El punto sensible de la red es Villa Regina por ser la punta de un tendido troncal de 132 kilovoltios (kV), de Transcomahue. Edersa también llega hasta allí con líneas de 33 y 66 kV, pero con tan bajas tensiones se hace complicada la provisión.Hasta hace dos meses la central térmica Turbine Power, que está al norte de Roca, estuvo inactiva por falta de disponibilidad de gas.

Esta generadora es proveedora exclusiva de Edersa, pero sus ventas no dependen de lo que produzca porque compra la energía en el mercado mayorista.

De todos modos, su entrada en funcionamient puede llegar a ser crucial para el sistema durante el verano porque inyectaría potencia a la línea de 132 kV.

Turbine Power pudo generar en julio y agosto porque utilizó parte del cupo de gas que la secretaría de Energía de la Nación distribuye para evitar colapsos eléctricos.

En Neuquén también creció el consumo de electricidad durante el mes pasado. CALF comercializó un 11% más que en agosto de 2005 y el estatal EPEN, un 11,4%.

Ambas manejan el 66% del mercado de la provincia de Neuquén; el resto está en manos de pequeñas cooperativas, se autoabastece o compra directamente su energía en el mercado, contratando generalmente con generadoras.

Edersa y las cooperativas de Bariloche y Río Colorado abastecen el 72% del consumo de la provincia de Río Negro. El 28% restante, por ser gran usuario, compra directamente en el mercado o se autoabastece.

Los que no tienen a las distribuidoras como proveedores son, en reglas generales, las empresas petroleras que operan en cada provincia. Es por esa característica que el mes pasado la demanda global de la provincia de Neuquén haya crecido en menor proporción, un 6%.

En Río Negro, el consumo global de electricidad fue en agosto un 7% mayor que en el mismo período de 2004.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios