El conflicto de Salud en Neuquén parece no tener fin

El sector salud de Neuquén se verá hoy otra vez colapsado. Es que los trabajadores del área realizarán una suspensión de tareas desde las 6 hasta las 22. Ayer se

NEUQUEN (AN).- Los trabajadores de la salud pública de la provincia de Neuquén realizaron ayer su paro número 40 en reclamo de un incremento salarial y hoy volverán a suspender, desde las 6 hasta las 22, las actividades de todos los hospitales y centros de la salud de la provincia. El plan de lucha prevee sumar un día de paro por cada semana hasta alcanzar los cinco días consecutivos de medidas de fuerza.

Desde noviembre del 2004 los agentes sanitarios de la provincia reclaman al gobierno provincial el descongelamiento de los adicionales que perciben como complemento de sus haberes, una recategorización y el aumento de la cantidad de puntos que actualmente se le otorga a cada adicional. El pedido significaría un incremento salarial de aproximadamente 450 pesos y se extendería a mucamos, enfermeros, choferes, personal de limpieza afiliado a ATE y profesionales médicos de todas las especialidades.

Ayer, los empleados de los hospitales Castro Rendón, Heller y Bouquet Roldán marcharon por las calles de la ciudad en conjunto con los gremios estatales para repudiar las amenazas sufridas por las defensoras del Niño, Nara Oses y Edith Galarza y a la esposa de un ceramista y contra el jury al fiscal Ricardo Mendaña.

Desde las 6 y hasta las 22 de hoy, volverán a suspender en todos los nosocomios públicos las actividades programadas como intervenciones quirúrgicas, estudios de alta complejidad y de laboratorio y los consultorios externos. Sólo se atenderán las urgencias ingresadas por las guardias y las internaciones. En asamblea resolverán las próximas medidas de fuerza a implementar.

En los centros de salud de los barrios se realizarán solamente los controles a niños recién nacidos, a embarazadas y a los pacientes que llevan adelante un tratamiento médico prolongado, y se atenderán las urgencias con una guardia mínima. No se entre

garán medicamentes, anticonceptivos ni planes alimenticios materno-infantiles.

La idea original de los delegados gremiales del sector salud, es sumar un día de paro por semana hasta alcanzar los cincos días consecutivos de paralización de la atención pública sanitaria, aunque descartaron de plano la posibilidad de llegar a la una medida extrema como el paro por tiempo indeterminado.

"Ahora que tenemos nuevo ministro (Fernando Gore) vamos a pedir una audiencia. Antes no nos atendía porque decía que no tenía poder para resolver, ahora que es ministro vamos a ver que nos dice", comentó el delegado general de la Junta Interna de ATE del Castro Rendón, Baltazar Alvarez.


Comentarios


El conflicto de Salud en Neuquén parece no tener fin