Allen: el incendio en el galpón de la ex Soldimar podría dejar sin trabajo a 85 empleados

El fuego comenzó en un depósito y afectó la planta de empaque en Allen. Cayó un sector del techo, pero no dañó cámaras frigoríficas. Las primeras en advertirlo fueron las empleadas del empaque. Corrieron hacia el exterior. Los empleados expresaron temor por su futuro laboral.



Una lengua de fuego se activó al abrir el portón. (Fotos: César Izza)

Unas 85 familias de Allen viven angustiadas ante la posibilidad de perder su empleo, luego del incendió que ayer afectó gran parte del galpón de empaque de la ex “Soldimar”. No dañó a las cámaras frigoríficas, pese a que se desplomó un sector del techo.

En el lugar opera desde hace más de un año Formex, de la firma Canale. Está ubicado en la Ruta 65, a metros del acceso Güemes. Un panorama desolador se podía observar al mediodía desde la ruta chica. Columnas inmensas de humo negro y al acercarse, las llamas salían por los ventanales

El fuego se inicio desde el interior del edificio, a las 11.30. Los gritos desesperados de las empleadas que corrían hacia el exterior alertaron al personal de seguridad.

“Sentí olor a quemado. Como estaban prendiendo gomas en un predio al frente, pensé que el olor venía de ahí pero cuando salí del puesto de control miré el techo del galpón, vi el humo y comenzó a salir gente gritando”, contó Samuel, que se desempeña como empleado de seguridad.

Samuel empezó a trabajar hace más de un año y antes se dedicaba a la albañilería, realizando alguna que otra changa.

“Por lo menos acá tenía trabajo”, explicó con una mueca de tristeza. “Estamos preocupados, con esto no sabemos si se va a seguir trabajando”, finalizó.

El fuego afectó un 60% del galpón, dijo uno de los encargados de la empresa. Las llamas comenzaron en el depósito por un problemas eléctrico y se extendieron hasta el empaque. Solo el sector del frío zafó de los destrozos.

César es otro empleado y no trabajaba a esa hora pero uno de sus compañeros le mandó el video del incendio. Se acercó rápido y vio como las llamas consumían el edificio donde hace unos meses ingresó a trabajar. “Este empleo lo esperé mucho tiempo, antes laburaba en la chacra y ahora por primera vez lo hacía en un frigorífico”, explicó con incertidumbre sobre su futuro.

César miró con desolación el duro escenario, mientras, los bomberos de Allen trabajaban sin tregua.

“Cuando llegué se estaba cayendo el techo, un desastre”, dijo.

El hombre quiere ser optimista pero el panorama es crítico. “Tengo una hija que mantener, cuando llegué había chicas llorando del empaque porque se pierde laburo”, dijo impotente.

“No sabemos como va a seguir esto”

Marcos Bielma, tesorero del Sindicato de Obreros Empacadores de Fruta de Río Negro y Neuquén (Soefrnyn), dijo que este incendio repercutió muy mal en la actividad que ya atraviesa una severa crisis.

“Estábamos negociando días de trabajo, había posibilidades de que funcione todo el año y con esto estamos mal por las familias que laburaban acá”, expresó el gremialista.

Desde la firma Canale no se dio información, pese a que “Río Negro” intentó comunicarse varias veces.

“Este empleo lo esperé con ganas . Empecé hace unos meses. Hoy no trabajaba, me avisaron. Cuando llegué cayó el techo”.

César, empleado en la planta de empaque que se incendió
En la Ruta 65, a metros del acceso Güemes. Allí se encuentra el galpón, que ayer quedó muy afectado por el incendio.

Dañó a un 60% del galpón

El siniestro comenzó a las 11.30 y afectó a 60% de las instalaciones, señaló un encargado de la empresa. Las llamas destruyeron el sector del depósito y el empaque.

Trascendió que todo comenzó en el sector de armado de cajones de cartón y jaulas de madera, material altamente inflamable, aunque se desconoce la causa original. Bomberos trabajaron con cuatro dotaciones, entre ellas un camión japonés que cuenta con carga de espuma, para apagar otras posibles sustancias combustibles. El municipio aportó también tres camiones regadores que abastecieron con agua.

Los bomberos con mucho esfuerzo lograron evitar que el fuego llegue al frigorífico. Si bien en un primer momento se temió una explosión de las cámaras de frío por la presencia de amoníaco, pasadas las 12.30 confirmaron que las llamas no las dañaron.


Comentarios


Allen: el incendio en el galpón de la ex Soldimar podría dejar sin trabajo a 85 empleados