Ganadores y perdedores tras la convertibilidad

En Neuquén crecieron los servicios financieros, la construcción, la hotelería, el comercio y la industria. Cayeron las actividades de minería, gas y petróleo, y el servicio doméstico.



Archivo

NEUQUÉN (AN).- La mayoría de los sectores de la economía crecieron más en Neuquén después de la convertibilidad que durante la vigencia del sistema que ancló el peso al dólar.

Los que mejor se desarrollaron después de 2001 fueron los servicios financieros, sociales, comunitarios y personales, la hotelería, el comercio y la construcción. Sólo dos rubros presentaron indicadores negativos: el que agrupa a la minería, el petróleo y el gas, y el servicio doméstico.

Los datos figuran en el último informe oficial sobre la evolución del Producto Bruto Geográfico (PBG) elaborado por la dirección de Estadísticas y Censos, un trabajo que toma en cuenta, entre otras variables, la evolución promedio anual de los sectores de la economía entre 1993 y 2001, y entre 2001 y 2007.

El trabajo del organismo contiene dos formas de medir la evolución de los diferentes rubros: a valores corrientes y a valores constantes. Las porcentajes que se indican en esta nota corresponden al último mencionado (más detalles ver aparte).

El área financiera creció a una tasa media anual del 19,5% entre 2001-2007, los servicios sociales, comunitarios y personales, que agrupa desde la recolección de basura hasta lo que generan organizaciones empresariales y sindicales y las peluquerías, lo hicieron en un 17%, la construcción en un 13,3% y el comercio subió a un ritmo del 11,4%.

En cambio, entre 1993 y 2001, esos mismos sectores tuvieron el siguiente comportamiento: los servicios financieros aumentaron un 7,8% , los servicios sociales y personales mejoraron con una tasa media anual del 0,7%, mientras que la construcción decreció un 2% y el comercio también cayó, pero un 3%.

En el período posterior a la convertibilidad, la tasa es negativa en un 5,3% de promedio anual para la minería, el gas y el petróleo, y en un 3,7% para el servicio doméstico.

Registraron un crecimiento constante la industria (8,7%), salud (7,4%), transporte y las comunicaciones (7,3%) y enseñanza (6,8%). La administración pública pasó de una tasa media de variación anual del 0,8% en la convertibilidad al 6,2% entre 2001 y 2007.

El período 1993-2001, dice el informe oficial, está caracterizado por la apertura de la economía y la convertibilidad del peso que en conjunto provocaron “una fuerte desindustrialización del aparato productivo, el crecimiento de los indicadores de desempleo y un contexto socioeconómico que derivó en la crisis institucional de diciembre de 2001”.

“Desde el punto de vista de los precios, este período se caracterizó por una inflación controlada, con estancamiento de precios de los servicios en general, sin aumentos salariales trascendentes, y en lo regional por los precios más bajos del petróleo en el año 1998”, dice el informe. Luego agrega que desde la ruptura de la convertibilidad se observaron incremento de los precios de los productos primarios y algunas manufacturas del mismo origen. Este incremento “generó un proceso inflacionario” y “esto originó en estos sectores un leve aumento de las inversiones.

La actividad petrolera es una de las que refleja una caída en el período que va del 2001 al 2007.


Comentarios


Ganadores y perdedores tras la convertibilidad