Prisión preventiva para los acusados del crimen del panadero en Senillosa

La fiscalía los acusó de delitos que tienen como pena la prisión perpetua. Permanecerán detenidos por seis meses.

La fiscalía de Homicidios acusó a dos varones con antecedentes penales por el homicidio de Cristian Eduardo Moya, el panadero de Senillosa que fue asesinado el 10 de enero pasado frente a su vivienda. La jueza de Garantías les impuso seis meses de prisión preventiva.

En la audiencia que se desarrolló durante toda la mañana de este viernes, la fiscalía de Robos y Hurtos le atribuyó a uno de los individuos el delito de robo triplemente agravado por haberse cometido en poblado y en banda, por el uso de arma no apta y por la participación de un menor, por otro hecho en el que está sospechado.

La acusación más grave estuvo a cargo de la fiscal Silvia Moreira y el asistente letrado Pablo Javega. Los delitos que le imputó son homicidio criminis causa (el que se comete para facilitar u ocultar otro delito), agravado por el uso de arma de fuego, en concurso real con robo agravado por el uso de arma, en carácter de coautores.

Riesgo de fuga y entorpecimiento


La fiscal del caso manifestó que existe riesgo de fuga o no sometimiento al proceso por parte de ambos acusados. También sostuvo que hay peligro de entorpecimiento de la investigación, por lo que es necesario resguardar a testigos. Por estos motivos requirió que se imponga prisión preventiva por ocho meses a ambos imputados.

Moreira detalló que los dos imputados tienen antecedentes penales, por lo que, de recaerles condena, deberá ser obligatoriamente de cumplimiento efectivo. Uno de ellos se había fugado luego de una salida transitoria fijada en un caso de homicidio, y el otro fue detenido cuando estaba bajo el régimen de libertad asistida, cumpliendo una condena unificada por hechos de robo y abuso de armas.

El crimen según la fiscalía


El homicidio ocurrió alrededor de la 1 del miércoles 10 de enero, en la casa de Cristian Moya en Senillosa, ubicada en Calixto Ceballos 665.

La víctima estaba en el patio y dentro de su vehículo Fiat Cronos hablando por teléfono, cuando fue abordado por los imputados. Moya forcejeó con ambos, uno de ellos portaba un arma de fuego.

En ese contexto recibió al menos cuatro disparos en la zona de las piernas y la cadera que lo dejaron herido. Cuando los sujetos se subieron al vehículo, Moya se acercó a la puerta del conductor y volvió a forcejear con ellos imputados.

Ante la resistencia de la víctima y para consumar la sustracción del vehículo, dijo la fiscalía, el sujeto que portaba el arma volvió a dispararle, esta vez en la zona del tórax causándole una lesión mortal. Finalmente, los acusados se dieron a la fuga en el Fiat Cronos. El auto apareció incendiado en Cutral Co.

El robo en Centenario


Por otra parte, al sospechoso que no habría efectuado el disparo se lo investiga por un robo ocurrido el 2 de enero cerca de las 20:45 en Centenario.

La asistente letrada Lorena Juárez señaló que el imputado ingresó junto a dos hombres mientras un adolescente cumplía la función de «campana» en el exterior.

Mediante amenazas con armas de fuego sustrajeron pertenencias de las personas que estaban el comercio y 20.000 pesos en efectivo. Luego se dieron a la fuga en un automóvil que habían dejado estacionado a menos de una cuadra. Todo el hecho quedó filmado por las cámaras de seguridad del lugar y zonas cercanas.

La abogada particular que interviene como querellante en representación de la familia de Cristian Moya adhirió a los hechos y la calificación legal detallados por la fiscalía, como así a la medida cautelar solicitada.

Seis meses de preventiva


Luego de tomarse un cuarto intermedio para resolver, la jueza de Garantías Natalia Pelosso avaló la formulación de cargos de acuerdo al requerimiento de las partes acusadoras y fijó la prisión preventiva, pero por un plazo menor: seis meses.

Los funcionarios de la defensa oficial que representaron a los imputados, Leandro Seisdedos y Pablo Marazzo, habían requerido que la calificación legal sea homicidio en ocasión de robo, que tiene una pena alta pero no prisión perpetua.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios