Hay 85 familias con infancias trans en la región, se informó en el Día del Orgullo

Surge del relevamiento del Observatorio de Derechos Humanos, un trabajo realizado en conjunto desde instancias gubernamentales con la participación de familias con integrantes trans y profesionales de la Universidad Nacional del Comahue.

En el día internacional del orgullo LGTBIQ+, la Subsecretaría de Derechos Humanos de Neuquén presentó el relevamiento que llevó a cabo el Observatorio de Derechos Humanos sobre las niñeces y adolescencias trans en Neuquén y Río Negro en 2.020: más de 85 familias en la región están integradas por infancias trans.

"No sólo son números, en el cuestionario y el trabajo, hay aportes teóricos y experiencias de quienes viven esta realidad de infancias y adolescencias trans. Las volcamos aquí con la intención de que sus derechos sean escuchados, es una convocatoria a transformar esta realidad para la inclusión", dijo hoy Gabriela Bercovich, la directora del Observatorio de Derechos Humanos de Neuquén.

El trabajo se subió a la página del ministerio de Ciudadanía y al de la subsecretaría de Derechos Humanos al término de la presentación que se llevó a cabo por el canal de You Tube del observatorio.

La subsecretaria de Derechos Humanos en Neuquén, Alicia Comelli, destacó la labor conjunta que hizo el observatorio con las familias diversas, integradas por infancias y adolescencias trans. El relevamiento y las experiencias corresponden a los hogares contactados de 19 localidades de Río Negro y de Neuquén.

Las respuestas no sólo detallan la información lograda de las familias o tutores de adolescentes y niñeces, sino también cuenta con un anexo de respuestas directas por parte de las integrantes de esas infancias sobre el trato recibido, por ejemplo, en ámbitos educativos, de salud, o intrafamiliar a partir de haber visibilizado su condición diversa.

Se explicó que el relevamiento se logró con las respuestas que dieron unas 60 familias de las 85 que fueron contactadas por los datos que acercaron las organizaciones y colectivos de la región. Representan a 33 adolescentes y 27 niñes que son parte de 43 familias que viven en la provincia de Río Negro y 47 que viven en Neuquén.

Las cifras indicaron que un 50% de las infancias manifestaron tener una identidad distinta a la que les asignaron al nacer antes de los 6 años. Y un 33% entre los 2 y 3 años, con manifestaciones a través de los juegos, elección de juguetes, vestimentas y manifestaciones expresas de cómo querían que ser nombrados y nomradas. "Son demostraciones, a esta temprana edad, de que la identidad de género no es algo que se elije, sino algo que se siente", destacó Bercovich.

Agregó que estas expresiones se dieron en su núcleo familiar directo, ampliado y luego en el jardín o escuelas. El 87 % de las familias diversas educan a sus hijes en el sector público de Río Negro o de Neuquén (el resto lo hace en escuelas privadas o de gestión pública).

Si bien la mayoría de las familias encuestadas (un 72%) respondieron que no hubo inconvenientes en el ámbito escolar cuando visibilizaron la condición trans, en tanto el 28% restante tuvo respuestas de maltrato docente, burlas, discriminación y señalización de los adultos por su condición diversa, en un 44% en el caso del rechazo en establecimientos neuquinos, y en un 11 por ciento para los ocurridos en el ámbito de Río Negro.

Llamativamente en el ámbito de la salud, a 8 años de la sanción de la ley de identidad de género, médicos generalistas, pediatras y psicólogos a los que la familia acudió por necesidades médicas, hubo recomendaciones de reprimir la condición diversa del menor, con acciones como "mayor firmeza" o ignorar la demanda de identidad autopercibida.

Respecto a los cambios registrales en menores, el relevamiento indicó que el 55% de los hogares consultados inició el trámite de modificación, de los cuales un 36% tuvo dificultades en concretarlo debido a extensos periodo que le llevó el cambio (más de 9 meses) o a que se les solicitó documentación que no exige la ley, como certificación escolar, certificación psicológica o realizar el trámite con asistencia letrada.

El relevamiento es abundante en vivencias familiares, conflictos en diferentes ámbitos públicos y privados que ocurren en las diferentes comunidades de Río Negro y Neuquén a partir de la visibilización de la condición diversa en la niñez o en la adolescencia.

"Se escuchó a la gente habita y vive esta realidad, con un carácter respetuoso. Fue importante leer que las familias nos pudimos contactar, en un vínculo de confianza", destacó Verónica Allaria, presidenta de la Asociación Nueva Crianza, de Neuquén. Desde Viedma, Edith (Coti) Irusta, de Infancias Arco Iris, destacó la importancia de haber logrado poner en marcha en 2.020 el proyecto ideado en 2.019, cuando aún se desconocían los alcances y dificultades devenidos de la pandemia para llevar a cabo cualquier tipo de relevamiento como el que hizo el Observatorio.

"En Viedma hay varias familias con niñeces trans, nos contactamos con hogares en otros pueblos de la provincia con la importancia de que se conozca este proyecto", destacó.




Comentarios


Hay 85 familias con infancias trans en la región, se informó en el Día del Orgullo