La provincia aseguró que gestiona ante Nación los fondos para pagar los sueldos de la PIAP

Informó además que continúan con el plan de retiros voluntarios y la reinserción del resto de los trabajadores en el sector petrolero. Los empleados tienen tomadas las oficinas administrativas de Arroyito.



Los trabajadores reclaman que se reactive la PIAP. (Archivo Florencia Salto).-

Los trabajadores reclaman que se reactive la PIAP. (Archivo Florencia Salto).-

Tras la decisión de los trabajadores de la Planta de Agua Pesada de Arroyito de tomar las instalaciones por el atraso salarial, el gobierno provincial informó que realiza gestiones ante Nación para afrontar el pago de los sueldos adeudados.

Hoy a la mañana, los trabajadores informaron que percibieron solo la mitad de los sueldos de junio y no descartaron cortes sobre la Ruta 22 para endurecer la protesta que incluyó la toma de las instalaciones administrativas en Arroyito.

La Planta Industrial de Agua Pesada es responsabilidad del gobierno nacional y a nivel local es operada por la Empresa Neuquina de Servicios de Ingeniería Sociedad del Estado (ENSI)

A través de un comunicado de prensa, el ministerio de Energía y Recursos Natural de la provincia informó que "a partir de una reunión mantenida el pasado viernes en la Subsecretaría de Energía Nuclear, se espera que el Estado Nacional concrete, a través de Nucleoeléctrica Argentina Sociedad Anónima (NASA), la compra del último stock de agua pesada y así recibir los fondos necesarios que permitan completar el pago de los sueldos del personal de la planta".

Agregó que mientras tanto se continúa trabajando en el plan de retiro voluntario para el personal que pudiera tener interés en acceder y que busca reinsertar al personal restante en el sector de servicios petroleros.


Desde el organismo provincial se recordó que hasta mayo del año pasado la expectativa era que se construya una nueva central nuclear que requiera producción de la planta de agua pesada por unos seis a siete años, posibilidad que quedó trunca a partir de la decisión del gobierno nacional de avanzar con la construcción de una central pero cuya tecnología no requiere de agua pesada.

Luego se analizó la propuesta de producir el stock de reposición necesario hasta el fin de la vida útil de las tres centrales existentes en el país, teniendo una respuesta negativa a tal propuesta.


Comentarios


La provincia aseguró que gestiona ante Nación los fondos para pagar los sueldos de la PIAP