La Segunda Guerra Mundial estalla en el cine

Las películas sobre Irak y Afganistán fueron fracasos en la taquilla de este año. Pero Hollywood no se rinde y de aquí a Navidad estrenará media docena de filmes sobre la guerra.

Lo más visto



SAN FRANCISCO (DPA)- La temporada otoño/invierno en Hollywood se avecina con una ofensiva de películas de guerra. Pero los conflictos en Irak y en Afganistán ya están “out”. La industria cinematográfica apuesta ahora por material de la época de la Segunda Guerra Mundial. Hasta Navidad, al menos media docena de “WW2-features”, es decir, películas sobre la Segunda Guerra Mundial, llegarán a los cines estadounidenses.

La primera fue el 27 de septiembre “Miracle at St. Anna”, de Spike Lee, mientras que el estreno navideño el 26 de diciembre estará a cargo de “Valkyrie”, con Tom Cruise, sobre Claus von Stauffenberg, quien intentó atentar contra Hitler. No se trata de una estrategia que pueda garantizar el triunfo con recaudaciones elevadas en taquilla. El otoño pasado, Hollywood sufrió una dura derrota con un público evidentemente cansado de guerras.

El drama político “Leones por corderos”, sobre la guerra de Afganistán y los políticos sedientos de poder, no funcionó, a pesar del elenco de estrellas integrado por Tom Cruise, Meryl Streep y Robert Redford. Tampoco Tommy Lee Jones con “En el valle de Elah”, en la piel del padre de un soldado desaparecido a su regreso de Irak, pudo atraer a muchos espectadores. Brian De Palma fracasó con su alegato contra la guerra “Redacted”.

También el thriller político “Rendition”, sobre el secuestro y la tortura de sospechosos de terrorismo por parte de la CIA en campamentos secretos fuera de Estados Unidos, se quedó en el camino, al igual que “Grace Is Gone”, con John Cusack, como padre cuya esposa muere en Irak.

Posiblemente haya sido demasiado pronto para tratar la Guerra de Irak en la pantalla grande, fue la explicación que dieron psicólogos y expertos en cine respecto del fracaso en la taquilla de 2007. Más de 60 años después de la Segunda Guerra Mundial, el análisis, en cambio, no podrá ser el mismo.

Habrá que ver si los ciudadanos estadounidenses -en medio de la crisis económica- apreciarán este denso material cinematográfico que se les presenta.

En vez de un “happy end”, Hollywood ofrece en los próximos meses comandos de ejecución, bombas, asesinatos y traiciones. “Miracle at St. Anna”, de Spike Lee, relata la Segunda Guerra Mundial desde el punto de vista afroamericano.

En base a hechos reales, cuenta la historia de cuatro soldados negros en la Toscana en el año 1944 que cruzan el frente alemán. Con críticas moderadas, la película se tuvo que dar por vencida inmediatamente después de su debut a fines de septiembre. Sólo ingresó en taquilla tres millones y medio de dólares el fin de semana de su estreno en Estados Unidos.

La producción de Miramax “El niño con el pijama de rayas” se estrena en Estados Unidos el 7 de noviembre. Cuenta la historia de dos niños de ocho años que están separados por la cerca de alambre de espino de un campo de concentración.

A fines de noviembre, el director de “Moulin Rouge” Baz Luhrmann estrenó su cinta épica “Australia” en Estados Unidos. Nicole Kidman interpreta en ella a una noble británica en Australia durante el bombardeo de la ciudad de Darwin por parte de la Fuera Aérea japonesa.

El 12 de diciembre, Hollywood ataca con dos películas de guerra, “Defiance”, de Edward Zwick, y la versión cinematográfica del bestseller de Bernhard Schlink “The Reader”. En “Defiance”, Daniel Craig interpreta a un judío que se une a la resistencia en la Polonia ocupada por los nazis. “The Reader”, con Kate Winslet y David Kross en los papeles principales, gira en torno a un amor secreto entre un alumno y una mujer mucho mayor, que luego se sienta en el banco de los acusados en un juicio por crímenes de guerra.

Tras varios aplazamientos, el estreno de “Valkyrie” se adelantó sorpresivamente en agosto de febrero de 2009 al 26 de diciembre, una fecha de privilegio en el momento más lucrativo de la temporada navideña. Los trailers presentan un thriller de acción en vez de una película histórica. El revuelo en torno a esta cinta dirigida por Bryan Singer comenzó ya el año pasado durante el rodaje en Alemania. La discusión se centraba sobre todo en si el cienciólogo Tom Cruise podía interpretar al hombre que intentó atentar contra Hitler. Además, hubo accidentes y problemas en el set, así como disputas sobre los permisos para rodar en lugares históricos de Berlín.

Ya pasaron diez años desde que Hollywood realmente ganara mucho dinero con una película sobre la Segunda Guerra Mundial. “Salvar al soldado Ryan”, de Steven Spielberg, sobre el desembarco de Normandía, ingresó en aquel entonces sólo en Estados Unidos 216 millones de dólares. Pero un nombre famoso no es garantía de éxito. “Flags of Our Fathers”, de Clint Eastwood, sobre la batalla por la isla japonesa de Iwo Jima en el Pacífico en el año 1945, ingresó apenas 33 millones de dólares en taquilla en 2006.


Comentarios


La Segunda Guerra Mundial estalla en el cine