Lluvia y nieve, alivio para el campo

El otoño deja una humedad importante en el suelo de la Región Sur rionegrina. Los productores esperan tener un buen año en materia climática para poder recuperar la tierra y garantizar agua y forraje para los animales y el consumo humano.



Las precipitaciones níveas en la Región Sur fueron dispares.

Las recientes lluvias y nevadas que se registraron en la Región Sur rionegrina alientan las esperanzas de los pobladores de una zona que padece desde hace varios años los efectos de la sequía.


Especialmente para el sector ganadero las últimas precipitaciones generan alivio y muchas expectativas de cara al futuro para un sector que ha sido muy castigado por la falta de humedad en los campos.

461
hectáreas de superficie abarca la laguna Carrilaufquen ubicada en la Región Sur. Hoy está prácticamente seca.


Durante el 2019 las lluvias y nevadas fueron escasas y el último verano fue caluroso y muy seco, situación que repercutió muy fuerte en los animales.
“El panorama no era el mejor. Veníamos de un 2019 muy seco. Los animales no pudieron desarrollarse con normalidad por falta de agua y forraje. La sequía se venía acentuando cada vez más. Por suerte tuvimos estas últimas lluvias y nevadas que, si bien no son la salvación, generan alivio”, señaló Miguel Contín, productor de la zona de Quetrequile y Colitoro, ambas distantes a unos 40 y 60 kilómetros de Jacobacci, respectivamente.


El campesino detalló que históricamente los arroyos y correntadas de agua de la zona de Quetrequile, en esta época del año bajaban desde las zonas altas con gran caudal. Sin embargo desde el año pasado la situación cambió.
Contín detalló que en cercanías de la vivienda del campo hay un pozo de unos 9 metros de profundidad del que se abastece de agua. “Nunca se había secado. El año pasado estuvo un mes sin agua y este año tres meses. Ahora se está recuperando. Lo bueno que haya nevado un poco en abril y mayo es que la humedad se mantiene porque no hace calor ni corre tanto viento. Esperemos que el tiempo siga húmedo, necesitamos más nieve y lluvias”, agregó.


Entre 2005 y 2013 la zona sufrió una intensa sequía, a la que se sumó la erupción del volcán Puyehue. La situación mató casi el 60% de los animales y puso en jaque a la principal actividad productiva de la Región Sur. A partir de 2015, si bien no fueron abundantes, las lluvias y nevadas volvieron a garantizar agua y forraje para los animales. El año pasado, la merma en las precipitaciones se volvió a sentir. En promedio se registraron unas 130 milímetros, cuando la media anual histórica ronda los 230 milímetros.


La mayoría de los arroyos y aguadas de la zona mermaron sustancialmente su caudal y en algunos casos desaparecieron. Si bien en lo que va de 2020 se registró lluvia y nieve en dos oportunidades la acumulación no fue igual en toda la zona. En los lugares altos alcanzó los 30 centímetros y en los bajos entre 7 y 10 centímetros. Pero los registros superan a los del año pasado y eso es un dato alentador.

Pequeños productores suman genética

Pequeños productores de la Región Sur continúan mejorando la genética de sus majadas. Recientemente adquirieron 35 reproductores con financiamiento del Plan Ovino y Caprino, que serán destinados a realizar inseminación artificial en distintos campos de la zona.
Con el objetivo de continuar mejorando sus majadas, pequeños productores de la Región Sur rionegrina accedieron a un financiamiento para la compra de reproductores.
En el marco del Plan Ovino y Caprino, productores nucleados en la Cooperativa La Calibuí, de Jacobacci, obtuvieron un aporte del gobierno provincial de
$ 350.000 para ser destinados al pago de 35 reproductores lanares. El aporte beneficiará a 35 pequeños productores que deberán devolverlo en una cuota a cancelar en 2021, con un interés anual del 12%.
El financiamiento les permite adquirir reproductores de buena calidad genética para realizar inseminación artificial con el objetivo de continuar mejorando la raza, fortaleciendo y sosteniendo la principal actividad productiva de la zona, como lo es la ganadería ovina y caprina.


Comentarios


Lluvia y nieve, alivio para el campo