Los actuaciones de los jugadores



Roberto Bonano (7): Con su acostumbrada seguridad. Además, le atajó un penal a Gigena. En el gol cordobés no tuvo nada que hacer.

Gustavo Lombardi (5): Perdió y ganó con Astudillo. En la proyección intentó un par de veces pero las finalizó mal.

Roberto Trotta (6):La personalidad de siempre. Por arriba impasable, no así por abajo.

Mario Yepes (7): Una tarea impecable cuando le tocó cubrir las espaldas de Placente y Astrada. Bien en los anticipos .

Diego Placente (6): Esta vez se destacó por las proyecciones que ensayó por su lateral. Tuvo un par de interesantes combinaciones con Sorín.

Eduardo Coudet (4): Esta vez no gravitó ni en la marca, ni en su habitual despliegue físico.

Leonardo Astrada (6): Solidario; colaboró con todos sus compañeros. Bien en la marca de Oliva, con su acostumbrada marca en el medio.

Juan Pablo Sorín (4): Se notó mucho su falta de fútbol. Por suerte cada vez que lo superaron estuvo Placente atrás suyo.

Pablo Aimar (8): La figura indiscutida. Autor de un golazo de tiro libre, además fue el gestor del segundo que convirtió Saviola. Cada vez más consolidado en su función de generador del fútbol ofensivo de su equipo, función a la que esta vez le agregó una gran personalidad dentro del campo de juego.

Javier Saviola (6): Autor de un muy buen gol. Por momentos jugó muy lejos del arco rival, pero igual se las ingenió para preocupar.

Juan Pablo Angel (4): Desconocido. Esta vez no tuvo un buen diálogo futbolístico con Saviola y Aimar. No pesó en ofensiva.

Guillermo Pereyra (6): Reemplazó a Sorín y tuvo un trabajo eficiente. Además, señaló dos goles -algo que no es poco- que le dieron la tranquilidad necesaria a su equipo.

Víctor Zapata estuvo pocos minutos.

A Maidana, Gigena y Pino les dio para un 6

Mario Cuenca (5): Tuvo un primer tiempo muy tranquilo, lapso en que demostró seguridad en sus intervenciones. Luego, en cambio, cometió fallas en los dos goles de Pereyra.

Silvio Suárez (4): Mal con la pelota y peor en la proyección, que su fuerte. Perdió más veces de las que ganó en sus duelos con Juan Pablo Sorín y Diego Placente.

Julián Maidana (6): Otra vez, el de rendimiento más parejo. No protagonizó incursiones ofensivas con mucha frecuencia, pues prefirió defender. Así, fue el que enmendó los errores de sus compañeros Suárez y García.

Cristian García (3): Redondeó una labor muy pobre y, al quedar falto de distancia frente a los rivales, apeló a la infracción como método para abortar los ataques riverplatenses. Le aplicó un golpe a Trotta, que le valió la expulsión.

Horacio Humoller (5): Alternó aciertos y defecciones. Defensivamente tuvo que "bailar con la más fea", al enfrentar -y perder- frente a Javier Saviola y Pablo Aimar.

Gustavo Lillo (4): Su actuación no tuvo relieves ni respondió a sus antecedentes, al ser superado con holgura por Diego Placente.

Adrián Avalos (3): Careció de quite, garra y no se prodigó como acostumbra. En consecuencia, quedó a la sombra de Astrada.

Cristian Pino (6): Su actuación fue importante por el generoso trajinar que tuvo durante los 90 minutos.

Fernando Oliva (4): Fue el gran ausente, al no cumplir con las expectativas que había generado. Sólo jugó bien los últimos diez minutos de la primera etapa.

Rodrigo Astudillo (5): Lo más sobresaliente que hizo fue la jugada en que Mario Yepes le convirtió penal. El resto fue para olvidar, pues abusó del remate sin dirección desde fuera del área.

Darío Gigena (6): Pese a errar el penal, su performance fue destacable ya que fue el único que complicó al fondo "millonario". Con su sola presencia exigió muchísimo, más allá de no disponer muchas situaciones favorables para convertir (se contabiliza que a su merced tuvo el disparo del gol y el malogrado penal).

Andrés Cabrera, Ricardo Silva y Manuel Aguilar jugaron poco tiempo para calificarlos.


Comentarios


Los actuaciones de los jugadores