Macri apostó por un garante de gobernabilidad



Rodrigo Pérez*

Ya no solo se eligen candidatos para sumar votos de manera directa y Pichetto da garantías y previsibilidad como negociador en el Congreso, con fluido diálogo con los gobernadores.


Mauricio Macri y Miguel Ángel Pichetto en su primera reunión como fórmula en Olivos.

El gobierno nacional eligió al senador Miguel Pichetto como compañero de fórmula del presidente Mauricio Macri y comenzaron los análisis acerca de los riesgos o ventajas de la jugada electoral. ¿Se profundiza la polarización?, ¿se amplía la grieta?, ¿qué le garantiza Pichetto?, ¿será un vicepresidente con más intervención en las decisiones de gobierno que los anteriores en el cargo?

• En primer lugar, la estrategia apunta a ampliar el espacio de la coalición de gobierno sumando a un peronista como garantía de gobernabilidad. Pichetto es un representante con amplio conocimiento de las negociaciones de poder en el Senado de la Nación, un espacio que lo tiene como figura central desde hace casi 20 años. Es un operador en la Cámara Alta.

• La fórmula no solo representa un entramado electoral, sino que también podría pensarse en un escenario de gobernabilidad futuro y a esto se refirió Pichetto en su conferencia de prensa apenas conocida la noticia, donde se refirió a cuál debería ser el rol de un vicepresidente en un gobierno de coalición y mencionó varias experiencias europeas.

• Por otro lado, el gobierno claramente busca seguir profundizando la grieta y la polarización (en términos de “república o autoritarismo”) que según ellos los terminará beneficiando en un eventual balotaje. En este sentido el senador (como se lo conoce habitualmente en Río Negro) enfatiza en “no volver al pasado”.

• Su perfil racional (“las emociones no forman parte de mi temperamento”, indicó) y de hombre de la democracia lo consolidan ante los mercados e inversores extranjeros. Por esto en los últimos días habló de su recorrida por Nueva York para dar tranquilidad y previsibilidad.

Los rionegrinos, más allá de sus simpatías con él o no, lo recuerdan como un hombre de gestión y así llevó adelante importantes acciones como la defensa de la producción frutícola, los reembolsos por puertos patagónicos, la reducción del combustible para el norte de la Patagonia y además fue el gran impulsor de la ley que creó la Universidad Nacional de Río Negro.

Hace cuatro años, durante la campaña que lo tuvo como candidato a gobernador, Pichetto centró su propuesta en el desarrollo rionegrino a partir de la fruticultura, el gas, el petróleo y el turismo. Capacidad, experiencia y gestión serían sin lugar a dudas los conceptos que concluiría cualquier focus group acerca de cómo define el elector al senador rionegrino.

Los rionegrinos, más allá de sus simpatías con él o no, lo recuerdan como un hombre de gestión,capacidad y experiencia

Seguramente habrá peronistas que lo seguirán. Pichetto mencionó que “muchos compañeros acompañarán la propuesta”. El peronismo es un partido del poder y muchos probablemente no soportarán otros cuatro años en la oposición si fueran derrotados. Por lo tanto, y así como pasó durante el menemismo cuando la mayor parte del Partido Justicialista se mantuvo con el gobierno, es muy factible que esto suceda si se diera un nuevo triunfo de Macri.

Ya no solo se eligen candidatos para sumar votos de manera directa y Pichetto les da garantías y previsibilidad (sí, aunque algunos peronistas hablen de traición, etc.) con una figura respetada por todo el espectro político y considerada por sus pares como el mejor negociador del Congreso, además de tener un fluido diálogo con los gobernadores.

La jugada Pichetto alteró el tablero político electoral, la fórmula tuvo un alto impacto, quizás no tanto en la ciudadanía pero sí en los partidos políticos y los líderes de cada fuerza. Si bien como candidato no se encontraba entre los favoritos en las encuestas electorales conocidas, su poder tiene base en otras áreas ya mencionadas. Por ello que fuera el elegido del presidente y el gobierno nacional no es casual.

*Analista político


Comentarios


Macri apostó por un garante de gobernabilidad